Televisión

Del culo postizo de María Pombo a su crisis con Pablo Castellano: "No hemos pasado por nuestro mejor momento"

María, Marta y Lucía Pombo se sentaron este lunes a hablar con Pablo Motos sobre la segunda temporada de su serie documental, Pombo. En El Hormiguero, las tres se sinceraron sobre su faceta como creadoras de contenido pero, sobre todo, ahondaron en algunos detalles de su vida privada, como sus roces internos o la rebeldía que demostraron en su etapa estudiantil.

Las hijas de Teresa Ribó y Vituco Pombo, al que llaman cariñosamente Papín, presumen de tener muy buena relación. Sin embargo, también suelen discutir, ya que son muy diferentes. "Ya no nos pegamos", dijeron, recondando que su madre siempre tenía que separarlas.

En este sentido, reconocieron que Lucía y María son las que más chocan y que la mayor y Marta estuvieron meses sin dirigirse la palabra. "Hubo una temporada que Lucía y yo no sabíamos convivir muy bien juntas y estuvimos seis meses sin dirigirnos la palabra viviendo en la misma casa", recordó.

Su época más rebelde

Tras preguntarles por los diferentes conflictos que hay entre ellas, el presentador se interesó por su etapa en el colegio. Ante esto, Lucía Pombo reveló que la dirección de su antigua escuela las "invitó a irse" por tener una actitud inadecuada. Sin embargo, fue la mediana de las tres quien reveló que a ella llegaron a expulsarla del colegio.

La mujer de Pablo Catellano explicó que una profesora la humilló en clase y que, para desahogarse, escribió insultos hacia ella en un papel. Cuando lo fue a tirar a la papelera, la maestra le preguntó qué había escrito y, tras comprobar el contenido, mandó su expulsión.

Por su parte, la primogénita de los Pombo confesó que echó gas lacrimógeno en su clase para así librarse de un examen de matemáticas, mientras que Marta Pombo relató que lanzó una bomba fétida. "Luego éramos buenas también, que esto parece horroroso", destacó la madre de Martín y Vega.

María Pombo y la crisis en su matrimonio

María Pombo también habló de uno de los rumores que han circulado con más fuerza: su crisis matrimonial con Pablo Castellano. Los seguidores de la influencer madrileña descubrieron que esta había superado una mala etapa con su marido después de que compartiera por error una confesión privada en sus redes. Además, tras salir a la luz los primeros episodios del documental, hay quienes dijeron que entre ellos ya no existía la sintonía de antes.

"Es verdad que no hemos pasado por nuestro mejor momento últimamente, tenemos dos niños muy pequeños y es una situación nueva para nosotros como pareja, pero estoy muy orgullosa de que nos hayamos elegido y hayamos decidido cuidarnos el uno al otro", reconoció la joven ante el presentador.

Su culo postizo para las bodas

Durante la entrevista, las Pombo también lanzaron alguna confesión un tanto escatológica. "Estamos muy acostumbrados a que mi padre se tire pedos contínuamente en casa, de hecho mi padre hace un juego en el que le tiras de un dedo y se tira un pedo, a veces se pone como una cucaracha y usa laca para potenciar sus pedos", dijeron sobre Papín, que en la primera temporada ya había bromeado sobre este asunto.

María también adelantó algunos datos curiosos que se verán en los nuevos episoidios: "Hay bodas, y yo me he comprado un culo falso adaptable, es como una faja. Es que no tengo y me lo pongo como unas extensiones". El resto de detalles, habrá que descubrirlos en la docuserie.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud