Televisión

Pablo Motos se lleva un monumental corte de Máximo Huerta por recordarle que fue ministro solo durante una semana

El presentador, escritor y también exministro Máximo Huerta visitó este martes El Hormiguero acompañado de Albert Espinosa, con quien ha grabado una de las entregas del programa de El camino a casa, un espacio de entrevistas en el que los invitados recuerdan sus orígenes y vuelven a los lugares que marcaron su infancia.

Huerta explicó a Motos cómo fueron sus primeros años de vida en Buñol (Valencia) y la relación que tenía con su madre y con su padre, que era muy diferente. "Cuando oíamos las llaves nos poníamos firmes mi madre y yo. Nos levantábamos porque había que dejar el trono, esa intimidad bonita entre madre e hijo se rompía", contó el presentador. "Mi padre era cojo, llevaba un zapato más alto que el otro y ya avanzaba lo que iba a pasar, dependiendo de la velocidad", relató sobre la influencia de la figura paternal en su familia.

Huerta relató cómo él ejercía una labor de protección con su madre cuando decidía quedarse en casa en lugar de salir con sus amigos del pueblo. "Si me quedaba dentro era una especie de vigilancia, eso era el seguro de vida. A los recreativos, donde iban otros a divertirse, decía que no. Habrá gente que lo entienda ahora mismo viendo la tele", comentó.

El Hormiguero emitió, acto seguido, un avance de la entrevista que grabó en Buñol, que incluyó una visita a su casa familiar. Muy emocionado, Huerta hizo una reflexión. "Lo que queda hoy de mí es lo que se salvó de aquel crío", manifestó. En ese momento, Pablo Motos intentó destacar los logros que ha tenido el periodista, aunque patinó en el intento. "Lo que se salvó de aquel crío ha hecho algunas cositas. Ha sido... ministro una semana", bromeó el presentador. "¿Y tú cuántas?", reaccionó rápidamente Huerta. "También eres un escritor estupendo", añadió Motos sobre su invitado, que ya ha publicado diez novelas, incluyendo la última, París despertaba tarde.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud