Televisión

Sonsoles Ónega, molesta con Fabiola: no habló de Bertín en su programa y sí a cambio de una exclusiva

Fabiola decidió hablar. La ex mujer de Bertín Osborne llevaba más de un año callada, aguantando a todas las mujeres que están levantado la mano para decir "yo también he estado con Bertín". Chabeli Navarro, con embarazo y aborto, según asegura ella; Gabriela Guillén, con embarazo que terminará en el que será su séptimo hijo (recordemos que perdió uno a los 20 días de nacer), y ahora Encarna Navarro (sin embarazo conocido), quien ha relatado que ha mantenido una relación sentimental "intermitente" de 15 años con el cantante.



Y mientras todo esto se iba conociendo, Fabiola Martínez, madre de sus hijos pequeños, Quique y Carlos, casada durante dos décadas con el cantante madrileño, decidía dar la callada por respuesta.

Cuando se conoció lo del embarazo de Gabriela y que Bertín supuestamente había intentado convencer a Chabeli para que abortara (según se dijo) Fabiola trabajaba en el programa de Sonsoles Ónega. La venezolana toda la temporada de contertulia, hablando de diversos temas, también los relacionados con el cotilleo. Cuando saltaron estos escándalos, el programa, aprovechando que tenía a Fabiola sentada con ellos, la preguntaban sobre el asunto. Fabiola siempre se negó a hablar del tema. "Ya no es mi marido. Él tiene su vida y yo tengo la mía. Esto es un asunto que no me incumbe. No voy a hacer ningún comentario al respecto porque a mí ni me va ni me viene". Esto es lo que la ex modelo contestaba cuando se trataba el asunto en el plató y Sonsoles trataba de hacerla partícipe.

Esta temporada Fabiola no se ha unido al programa

Fabiola siempre se negó a hablar y en el programa, aunque les hubiera gustado que se mojara, respetaron su decisión. Esta temporada Fabiola no se ha unido al programa. En unos sitios se ha dicho que la han echado, en otros que ha sido ella la que se ha ido por otros compromisos o tal vez porque no se sintió a gusto teniendo que estar en el plató mientras se trataban estos temas de Bertín. Por ello, ahora existe cierto malestar en el espacio cuando han visto que, a cambio de una suma importante de dinero, ha hablado alto y claro en una revista. "Ahora no parece incomodarla tratar el tema. Al final va a resultar que el problema no era hablar de estas historias de Bertín, sino hacerlo sin cobrar un caché especial por ello y tener que hablar por el importe de su colaboración diaria", indica a Informalia un trabajador de Y ahora Sonsoles.

"En el programa ha molestado que se negara a hablar de manera recurrente a pesar de la insistencia por convencerla y que ahora hable en una revista. No lo entienden. Ella se mostró muy molesta cuando este verano se le preguntaba por estos embarazos y sin embargo ahora no le importa decir de todo en una entrevista", nos asegura nuestra fuente.

Y así es. Cuando Rebeca Haro, la sustituta de Sonsoles este verano, le preguntaba por Chabeli y por Gabriela, Fabiola era contundente: "No tengo nada que decir. Absolutamente nada. Os agradezco muchísimo el respeto y el cariño que me demostráis constantemente. Y que entendáis que a mí esto ni me va ni me viene. No tengo nada que opinar", se apresuraba a decir. "El problema es que mucha gente puede pensar que yo estoy sentada aquí cobrando por hablar y no es así. Yo tengo contrato con la productora de este programa y soy una colaboradora más que opina de un montón de temas de actualidad. Esto es actualidad, pero, en la parte personal me permito no opinar", apuntaba. La gente se da cuenta de mi incomodidad, de cómo una y otra vez se me vuelve a hacer la misma pregunta, cuando no quiero decir nada", se lamentaba Fabiola.

Ahora supuestamente ha hablado porque está harta de ser la pobrecita o la consentidora pero lo cierto es que podría haberlo hecho en el que fue su programa y con sus compañeros, con algunos de los cuales sigue manteniendo una buena amistad. Ha hablado con Lecturas porque poderoso caballero es buen dinero y ahora hay malestar.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud