Televisión

Marta López, el 'agente doble' de 'Sálvame' para explotar el caso de Alba Carrillo y Jorge Pérez, una historia que nació en la productora de Ana Rosa

Marta López es una colaboradora que habitualmente tiene un perfil bajo. No forma parte del grupo de las grandes estrellas de Sálvame, como Belén Esteban, Kiko Hernández, Lydia Lozano o María Patiño. Su presencia a veces es intrascendente, no aporta mucho, pero de vez en cuando se convierte en la gran protagonista que sale al rescate del programa de las tardes de Telecinco. Una pieza fundamental para que el magacín pueda exprimir los contenidos más jugosos. Una generadora de contenido.

Lea también: Telecinco suprime dos horas de 'Sálvame' y lanza a la vez los nuevos concursos de Christian Gálvez y Ion Aramendi

El día que salió a la luz el 'Merlos Place', Marta López pasó de colaboradora anodina -aunque siempre efectiva por su gran experiencia- a gran estrella de Sálvame. Protagonizó, incluso, un Deluxe improvisado para hablar de la traición sentimental que acababa de sufrir. De pronto, fue la más deseada por los espectadores, pero también por los responsables del programa, que vieron que tenían en nómina a una de las grandes protagonistas de aquella historia. 

Ha ocurrido lo mismo con el caso de Jorge Pérez y Alba Carrillo, cuyo vídeo en la fiesta de Navidad de Unicorn Contenta (El programa de AR, Ya es mediodía) ha acaparado todos los programas de la cadena desde la semana pasada. Primero, los que produce la compañía de Ana Rosa Quintana, como Fiesta, donde habló Jorge el sábado y Alba el domingo. También El programa de AR y Ya es mediodía, donde Carrillo dijo que la "tensión sexual" entre ella y Jorge "ya estaba resuelta".

Pero resulta que en Ya es mediodía también colabora Marta López (de hecho allí conoció a Merlos). Y ahí es donde está la clave de todo. La ex gran hermana tiene la capacidad (y el permiso) de ser una especie de 'agente doble' que participa tanto en el programa de Joaquín Prat que produce Unicorn como en el Jorge Javier, realizado por La Fábrica de la Tele, dos compañías que, por cierto, viven continuos enfrentamientos.  

Como trabajadora de Unicorn, Marta López estuvo el viernes pasado en el lugar de los hechos, la discoteca donde esa empresa celebró su fiesta. Fue testigo de todo, incluso Alba y Jorge acabaron en su casa. Y gracias a que Marta López colabora con la productora de Ana Rosa, Sálvame ha podido explotar este asunto con un testigo de primer nivel. ¿Qué hubiera pasado si Sálvame no contase con López? Posiblemente solo podrían hablar de Alba Carrillo y Jorge Pérez desde la distancia, comentando lo que sucede en Fiesta y Ya es mediodía (Unicorn). Pero con Marta López en plató, el programa ha tenido capacidad para generar contenido propio, ya que Marta no solo lo vio lo que pasó, sino que recibió a sus compañeros en su casa después de la fiesta.

Estos días, Marta López ha pasado de colaboradora secundaria a ser el principal valor del magacín de Telecinco. El jueves, incluso, Sálvame llevó al plató el sofá de su casa donde supuestamente estuvieron Alba y Jorge. Además, el magacín utilizó a Marta para acercarse a Carrillo, profundamente enfrentada con Jorge Javier. De hecho, el presentador le pidió que no volviese a hablar de él, "como si estuviese muerto". López salió a los pasillos de Mediaset y consiguió hablar con su amiga y compañera de YEM.

El Deluxe ha propuesto a Marta López someterse a un polígrafo y Carrillo le dio permiso. Más contenido propio para Sálvame.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud