Televisión

Telecinco deja a la deriva a Piqueras, triplicado por Vallés: así es la curva de audiencia imposible que tiene que levantar cada día

La situación del Informativo de Pedro Piqueras es cada vez más crítica por culpa de la estrategia que Telecinco está siguiendo en sus tardes con Café con aroma de mujer. La telenovela no levanta cabeza y hunde su franja con unos datos tan pobres que lastran cualquier opción del periodista de ser mínimamente competitivo con su espacio de noticias.

Lea también: La segunda docuserie de Rocío Carrasco en cifras: 14 puntos de audiencia menos que la primera y lejos del liderazgo en Telecinco

Café con aroma de mujer cumplió este miércoles dos semanas de emisión en Telecinco. Lo 'celebró' con su segundo peor dato (6,8% y 803.000 espectadores), un registro que supone todo un desplome para ese tramo de la tarde para Telecinco. Pasapalabra (25,6%) campa a sus anchas en Antena 3 y la tarde de La 1 sigue mejorando: El Cazador (12%) y Aquí la tierra (11,6%). 

Como analizamos desde la primera semana, Piqueras está siendo la víctima de esta desastrosa estrategia. Su audiencia se desangra y no hay forma de contener esa hemorragia. Este miércoles, el presentador de Telecinco apenas registró un 8,2% y 1.129.000 espectadores. Sigue -lleva dos semanas- como la tercera opción, superado por Carlos Franganillo (11% y 1.516.000) y a una distancia sideral de Vicente Vallés, que le triplica desde Antena 3: 24% y 3.269.000.

Lea también: Ana Rosa saca la cara por Eduardo Inda en medio de una gran bronca: "A los colaboradores los elijo yo, no Patxi López ni Pedro Sánchez"

Como también hemos analizado hace unos días, la situación para Telecinco se hace insostenible, pero no solo por unos datos de audiencia que hunden la media de la cadena, sino por lo que significa para la capacidad de influencia de la línea editorial de una televisión -ahora en manos de Borja Prado- que su espacio de noticias más importante caiga en la más absoluta irrelevancia.

La curva imposible que tiene que levantar Piqueras

Para entender bien las dificultades con las que se encuentra Piqueras cada día, hay que analizar la curva que todas las tardes destroza Café con aroma de mujer en la franja de 20.00 a 21.00. Telecinco arranca ese tramo con una media del 10,2% de share, según el análisis de la consultora audiovisual Geca en base a los datos de las últimas dos semanas, pero su tendencia es negativa durante la emisión de cada capítulo.

El informativo de Piqueras, que arranca sobre las 21.08, parte de un insignificante 7,3% de share, que es el dato medio que el periodista se encuentra cuando da las 'buenas noches' a los espectadores, según la misma consultora. A partir de ese momento, Informativos Telecinco 21H comienza la casi imposible tarea de levantar una audiencia que está por los suelos. Y bastante hace, porque el periodista logra mejorar los resultados ligeramente: un 8,7% de media en las últimas once emisiones, desde que está teloneado por Café con aroma de mujer. Es decir, Piqueras consigue remendar ligeramente ese desaguisado que se encuentra, pero el dato que deja el culebrón es un auténtico peso muerto. Nada que ver con la cómoda situación de Vallés, que tiene como telonero a Pasapalabra

El panorama es más sangrante si comparamos esta situación con la que había en Telecinco antes del desembarco de Café con aroma de mujer. Sálvame Sandía tenía un rendimiento superior y dejaba un mejor punto de partida a Piqueras, que arrancaba (a las 21.05 en octubre) su informativo con un 10,3% (tres puntos más que ahora), según analiza Geca.

Audiencia de Piqueras desde el estreno de 'Café con aroma de mujer'

Miércoles 2: 9,5% y 1.269.000

Jueves 3: 8,6% y 1.184.000

Viernes 4: 8,9% y 1.125.000

Lunes 7: 8% y 1.141.000

Martes 8: 8,1% y 1.146.000

Miércoles 9: 8,9% y 1.207.000

Jueves 10: 8,3% y 1.099.000

Viernes 11: 9,8% y 1.175.000

Lunes 14: 8,5% y 1.214.000

Martes 15: 9% 1.233.000

Miércoles 16: 8.2% y 1.129.000

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.
No ha sido posible realizar el purgado