Televisión

En 'The Crown' no se cortan: Insinúan una relación entre el Príncipe de Edimburgo y Lady Penny

El príncipe Felipe de Edimburgo, marido de la recientemente fallecida Reina Isabel II de Inglaterra si tuvo una relación especial con su prima, Lady Penny, según se insinúa a partir del segundo capítulo de la quinta temporada de la serie The Crown, que desde este miércoles ya se puede ver en Netflix.

La temporada más encandalosa de la serie sobre la corona inglesa muestra todos los escándalos que la institución afrontó durante los años noventa del pasado siglo, y se centra en especial en los protagonizados por Lady Di y el entonces príncipe Carlos.

Sin embargo, en el segundo capítulo de la temporada se relata la estrecha relación entre el marido de la Reina, Felipe y la familiar lejana Penélope Knatchbull (interpretada por Natascha McElhone), Lady Romsey, esposa del ahijado del Príncipe Felipe, Norton Knatchbull, Lord Romsey. Años después el noble matrimonio se convirtió en Condes de Mountbatten de Birmania.

Las sutiles escenas muestran como tras la muerte de la hija de la joven "Lady Penny", como era conocida popularmente, el príncipe de Edimburgo trata de ayudarla a superar la pena incitándola a restaurar viejos carruejes como hobby. La escusa es excelente para disfrutar de muchos momentos a solas conduciendo calesas por la campiña británica, y las miradas entre los personajes, que en la vida real contaban con 32 años de diferencia de edad, dejan ver lo unidos que llegaron a estar. 

La reina Isabel conocía la existencia de Lady Penny Brabourne. Por eso llamó mucho la atención que en el funeral de Felipe de Edimburgo el 17 de abril de 2021, marcado por las restricciones de aforo debido a la pandemia, Lady Penélope Brabourne fuera la única invitada que no pertenecía a la familia real.

Mientras se estrenaba la serie, el secretario privado de la Reina, Dickie Arbiter, explicaba en Channel 4 la verdad sobre las afirmaciones del "engaño" del difunto príncipe Felipe y su amiga Penny Knatchbull: "La relación era un interés común en la conducción de carruajes. El Príncipe Felipe lo retomó a la edad de 71 años después de haber sufrido de artritis, porque ya no podía jugar al polo". 

El ex empleado de Buckingham rechazó que hubiera existido romance alguno, como se desprende del visionado de la serie: "Penny había perdido a su hija y estaba completamente perdida y... enThe Crown tienen esta escena inventada de ella mostrando un carruaje que estaba en uno de sus patios, lo que nunca sucedió".

También agregó que a serie "es un buen drama, de eso se trata... Lo que no debes creer son las palabras adjuntas y algunos de los eventos también". Arbiter insistió en desmintir el escarceo al decir que "ella se interesó en conducir carruajes, tenían un interés común, había una diferencia de edad de 30 años y no había forma de que hubiera ninguna relación".

El empleado real no admitió el carácter conquistador del padre del actual rey Carlos III: "El príncipe Felipe era un hombre guapo, las damas se enamoraban de él cuando entraba en escena, vestía bien el uniforme. Pero era un comprador de escaparates, nunca compraba... coqueteaba, pero no era así. No iba más lejos".

Sin embargo, el consorte inglés siempre tuvo fama de mujeriego. Su leyenda como conquistador a pesar de su matrimonio de más de siete décadas con la soberana británica es bien conocida, con detalles como que le llegó a tocar el culo a la madre de la princesa Leia de La Guerra de las Galaxias, la actriz Debbie Reynolds.

Lea tambiénFelipe de Edimburgo, el conquistador de Inglaterra que no soportaba estar detrás de Isabel II

La crudeza de los acontecimientos que se relatan en la serie han dividido las opiniones sobre la idoneidad de la emisión de la quinta temporada tan poccas semanas después del fallecimiento de la monarca inglesa. Sin ir mas lejos, el Daily Telegraph ha escrito: "Fue una vez un drama muy superior de una época, de momentos de la historia del siglo XX empaquetados en una telenovela de lujo. Pero a medida que las historias se ponen al día con el presente, la serie se está convirtiendo en una telenovela basura".

En esta quinta temporada se visibiliza el "annus horribilis" de la reina Isabel II, con toda la carga dramática del divorcio de Diana y de Carlos, la agonía de la prensa rosa, la muerte de la reina madre, la entrevista de Lady Di que desangró a la familia real británica, el 'tampaxgate', el incendio del Castillo de Windsor, el topless de Sarah Ferguson, los otros divorcios y los intentos de suicidio de su nuera.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments