Televisión

Asaltan la cabina de Movistar y agreden a los comentaristas Álvaro Benito, José Sanchís y Gustavo López durante el Oporto-Atlético

La tensión en el campo durante el partido entre el Oporto y el Atlético de Madrid se trasladó más allá del terreno de juego. Unos aficionados locales irrumpieron en la cabina de comentaristas y comenzaron a increpar a Álvaro Benito, José Sanchís y Gustavo López, comentaristas de Movistar Liga de Campeones.

Poco antes de que el árbitro pitara el final, Rodrigo de Paul marcaba el tercer gol de los colchoneros, lo que supuso la clasificación para octavos de final de los de Simeone. En ese momento, los hinchas comenzaron a increpar a los periodistas. No hay imágenes pero sí un audio que se ha hecho viral. 

Lea también: EGM: Carlos Herrera bate récord y amenaza el liderazgo de Àngels Barceló, que sufre una importante caída

Fueron los propios comentaristas quienes denunciaron en directo la situación que estaban sufriendo. "Tranquilo, estate tranquilo", le decían a uno de los aficionados que se había colado en la cabina del equipo de Movistar. "Llamad a seguridad. Se está poniendo la cosa fea. Tranquilos. Mira que llevamos años y esto no había pasado en la vida. Se ha exaltado la cosa y nos va a tocar 'pagar el pato' a nosotros", comentaban.

Agreden a los comentaristas de Movistar durante el partido del Oporto-Atlético

La tensión, a juzgar por el audio, paró minutos después. "Bueno, por suerte no nos han enganchado bien. A mí, que estoy más cerquita de la zona de aficionados, me han arrancado la capucha, pero poco más", ha señalado el narrador del canal Movistar Liga de Campeones, que quiso dejar claro que estos individuos "no representan a nadie": "O eso quiero pensar, por las veces que he estado en Oporto. Siempre nos han tratado de maravilla".

Lea también: Ayuso, Casado y un tercer nombre: Miguel Ángel Revilla sabe lo que pasará en el PP

"Que nos disculpen los que están en casa, porque hablar de algo que no se ve en pantalla es poco académico. Es algo que no debería ocurrir, pero de verdad que es una situación absolutamente desconocida", aseguraba José Sanchís aun sin salir de su asombro.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin