elEconomista.es

Alejandro Sanz y Paz Vega ya no podrán hacer publicidad de gafas graduadas

27/12/2018 - 12:25

La Asociación para la Autorregulación de la Comunidad Publicitaria (Autocontrol) ha anunciado que los famosos no pueden promocionar gafas graduadas, puesto que se trata de un producto sanitario y se encuentra sujeto a una regulación específica. Esta decisión llega después de haber recibido diversas quejas por parte de la Asociación de Usuarios de la Comunicación (AUC), a los que no agradaba ver a Alejandro Sanz, Paz Vega o Sharon Stone, entre otros, presumiendo de cristales graduados.

Autocontrol consultó a AEMPS si las gafas graduadas serían productos sanitarios, sometidos a la regulación específica de estos productos, y que si la prohibición de los testimonios de famosos en la publicidad de los productos sanitarios afectaba a todos ellos. AEMPS ha contestado de forma afirmativa y contundente.

Según fuentes del Ministerio de Sanidad, las gafas graduadas tienen restricción legal de producto sanitario y les resulta de aplicación la legislación sobre la materia. Consiste en el Real Decreto 1591/2009, el cual prohíbe, en la publicidad de los productos dirigida al público, cualquier mención que "haga referencia a una autoridad sanitaria o a recomendaciones que hayan formulado científicos, profesionales de la salud u otras personas que puedan, debido a su notoriedad, incitar a su utilización".

Por esa parte, las fuentes añaden que la publicidad de productos sanitarios es competencia de las comunidades autónomas y que la AEMPS traslada los casos de empresas concretas de los que tiene conocimiento a la comunidad competente para que lleve a cabo las medidas oportunas y realice el seguimiento del caso.


PUBLICIDAD








Comentarios 1

#1
28-12-2018 / 14:19
Juas
Puntuación 0   A Favor   En Contra

Y Ramón Sánchez Ocaña... se ha tirado toda la vida prescribiendo y no era ni camillero. Como cambia la historia. Comprar algo por que lo anuncia un famoso es enfermizo, y no hace falta que sean productos medicinales.


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.