Casas Reales

El príncipe Andrés, despojado de todo: Isabel II le retira los títulos militares y patrocinios reales

Apenas 24 horas después de que el tribunal de Estados Unidos anunciara que acepta a trámite la demanda contra el príncipe Andrés por presuntos abusos sexuales a una menor, Buckingham ha tomado una decisión radical: desvincularse por completo del hijo de Isabel II, que no volverá a ejercer funciones públicas ni utilizará su condición de Alteza Real.

La reina ha retirado los patrocinios reales y los honores militares a su hijo: "Con la aprobación y el acuerdo de la Reina, las afiliaciones militares y los patrocinios reales del duque de York han sido devueltos a la Reina. El duque de York seguirá sin desempeñar ninguna función pública y defiende este caso como ciudadano privado", reza el comunicado emitido este jueves.

Lea también - La angustia del príncipe Andrés: la justicia estadounidense no desestima la demanda por abusos sexuales contra él

El príncipe Andrés, que ocupa el noveno puesto en la línea de sucesión al Trono Británico, comenzó a formarse en la academia militar Britannia Royal College de Dartmouth con 19 años. Completó su aprendizaje en la prestigiosa unidad de helicópteros Walfare Instructors y en la academia militar para oficiales de Camberley. Fue nombrado Mejor Piloto de la Real Estación de Aire Naval en 1981 y consiguió el grado de Comandante.

El escándalo de Jeffrey Epstein

La pesadilla del príncipe Andrés comenzó en julio de 2019, cuando el magnate Jeffrey Epstein fue detenido y acusado de liderar una red de explotación sexual que utilizaba a menores. El duque de York, íntimo amigo del empresario, era acusado a su vez por algunas de las chicas de Epstein de haber abusado de ellas. Concretamente, Virginia Giuffre afirmó haber mantenido relaciones con el hijo de la reina Isabel II cuando ella apenas tenía 17 años.

Epstein se suicidó en prisión mientras que el príncipe negó los hechos y trató de limpiar su imagen con una entrevista en la BBC de la que salió mal parado. Tras investigar los hechos, Scotland Yard archivó el caso y Giuffre interpuso una demanda contra él en Estados Unidos donde este miércoles, el juez encargado del caso ha admitido a trámite. Así, el príncipe tendrá que responder en los tribunales por lo sucedido y su madre ha dejado claro que no va a apoyarle. Al menos, públicamente.

De hecho, hace solo unos días se publicó que el padre de Beatriz y Eugenia de York había puesto a la venta su mansión suiza por casi 20 millones de euros para hacer frente a los costes legales del caso Epstein, pues su madre se niega a ayudarle en este sentido. Los expertos legales afirman que un acuerdo extrajudicial con Virginia Giuffre podría costarle al príncipe más de cuatro millones de euros.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.