Casas Reales

Duelo de duquesas: Kate Middleton eclipsa la reaparición televisiva de Meghan Markle con un espectacular vestido joya de Packman

Los duques de Cambridge han acudido este jueves a una de sus citas más importantes: el Variety Performance en el Royal Albert Hall. Kate Middleton ha estado en el foco de todas las miradas, no solo porque sus fans esperan verla espectacular en esta cita año tras año sino porque Meghan Markle ha elegido precisamente esta noche para reaparecer en televisión y los royal-grupis esperaban ansiosos el 'duelo' entre ambas.

En redes sociales aseguran que ni Kate ni Meghan dan puntada sin hilo y eran muy conscientes de la expectación que levantaba esta nueva aparición de ambas: la primera en Londres, la segunda en California, en el Show de Ellen Degeneres. La duquesa ha sorprendido rescatando uno de sus diseños más aplaudidos: un vestido joya de Jenny Packman que estrenó en su visita oficial a Pakistán (en octubre de 2019) y que ha combinado con los mismos complementos: clutch verde, salones de Emmy London y unos pendientes de oro vermeil, firmados por Missoma Zenyu.

Es la cuarta vez que el príncipe Guillermo y Kate Middleton presiden este espectáculo. En esta ocasión, han disfrutado de las actuaciones de Ed Sheeran, Rod Stewart y el Circo del Sol. Además, los elencos de Moulin Rouge y el musical de Matilda han subido al escenario para representar pasajes de sus funciones.

Meghan Markle, con Ellen Degeneres

Mientras, al otro lado del charco, la duquesa de Sussex ha regresado a televisión. Concretamente al Show de Ellen Degeneres, su amiga y vecina en Montecito, que afronta ya la recta final de su espacio tras 19 temporadas. Meghan Markle ha lucido pitillos negros con blusa troquelada y ha recordado sus vivencias en el mundo de la interpretación: "Me movía de una audición a otra con un coche muy viejo, un Ford Explorer, que tenía averiada las puertas. Tenía que entrar por el maletero y reptar hasta el asiento del conductor", ha contado entre risas.

Meghan ha afirmado que está feliz en California, donde disfruta de una vida tranquila, lejos de la pomposidad y la flema británica, y donde cría a sus hijos, Archie y Lilit, en plena naturaleza. La duquesa ha contado varias anécodtas de su vida familiar: "El pasado Halloween no salimos, queríamos organizar algo divertido con los niños en casa pero fue un desastre. Archie duró vestido de dinosaurio solo cinco minutos, y Lilit era una mofeta". Un plan muy distinto al de hace unos años, cuando Meghan y Harry aun no habían hecho público su noviazgo: "Fuimos a una fiesta de Halloween en Toronto, donde yo grababa Suits. El tema era postapocalíptico y nadie reconoció a Harry. Estábamos con amigos y con su prima Eugenia".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.