Casas Reales

El padre de Letizia confiesa dónde estaba y qué hacía su hija durante el 23-F: "Nos marchamos de ahí a toda prisa"

Con motivo del 40 aniversario del 23F, Jesús Ortiz (72) ha desvelado dónde se encontraba su hija Letizia (48) cuando sucedió la intentona del Golpe de Estado. El periodista, que se retiró de la profesión hace tan solo unos días, lo ha contado a través de Twitter.

Lea también - La historia profesional del padre de Letizia hasta llegar a la jubilación: la importancia de llamarse Jesús Ortiz

Por aquel entonces, la familia Ortiz Rocasolano todavía vivía en Oviedo: "Me pregunta un colega por mis recuerdos del #23F. Por este orden, angustia, zozobra, cabreo y más cabreo. 31 años. 18:30, más o menos. Llegaba a Oviedo desde Trubia, de hacer alguna entrevista, conduciendo la unidad móvil de RCE y escuchando las votaciones del Congreso", ha escrito este martes.

A continuación, ha recordado todo lo que sintió a medida que le llegaban las noticias de lo ocurrido en el Congreso de los Diputados: "Iba con un compañero al lado, Jaime Roza, creo. Se quedó, nos quedamos, mudos. No sé cuántos minutos tarde en comprenderé la gravedad del asunto, pero se agolparon imágenes de los relatos, contados por mis padres y abuelos de las represiones de unos y otros del 34 en adelante".

Lea también - Jesús Ortiz, el padre de la reina Letizia, se jubila a los 72 años: "Necesito más tiempo para mi familia"

Inmediatamente después pensó en sus hijas, Letizia, Telma y Érika: "De repente, algo explota en mi cabeza y lo relaciona: mis tres hijas (9, 8 y 6), estaban en clase del ballet con su madre en el estudio de Marisa Fanjul, local que estaba justo encima de la sede de CC. OO. «¡Jo***! Como a algún descerebrado le dé por liarla...".

Tomó la decisión de recoger a sus hijas y llevarlas corriendo a casa: "Pocos sabían que en el piso de encima del sindicato había una escuela de ballet llena de niños, profesores y padres a esas horas. Subí, dije a mi familia que nos marchábamos de ahí a toda prisa y sin preguntar y advertí a la directora de la escuela de mis temores".

Una vez protegidas, debido a su vocación intentó salir a la calle para contar lo que estaba ocurriendo: "Ya en casa, las cadenas del radio ya televisión empezaban a emitir marchas militares, al menos las de Medios de Estado, donde se encuadraba RCE. Yo quería hacer algo, salir con la Unidad, contar qué pasaba en Oviedo; llamé a mi director, José Luis Pérez Perelétegui".

Sin embargo, le ordenaron no informar sobre lo que estaba sucediendo: "Mi jefe me dijo que tenía órdenes muy claras de no hacer nada, que él estaba en los estudios, en la Calle Asturias, y que estuviera pendiente del teléfono por si acaso. Cabreo: yo quería hacer algo... ¡ya! No fue posible esa noche porque sólo se emitió programación nacional".

"Solo pudimos contar cosas de local a la mañana siguiente. Y, bueno: lo demás es historia que se puede leer, con mayor o menor grado de veracidad y objetividad, en algunos libros", ha recordado. Ha sentenciado su mensaje con unas palabras para reivindicar la importancia de la radio: "Y sí: fue la noche de los transistores. Y sí: medio mundo se dio cuenta de la importancia de la radio. Y sí: la radio sigue viva, activa, útil y eficaz. Por si las dudas".

Lea también - La etapa de instituto que Letizia quiere olvidar: así se enamoró de su primer marido, su profesor de Literatura

Letizia vivió junto a su familia en Oviedo hasta que cumplió los 15 años. Se mudaron a Madrid después de que su padre pidiera el traslado de trabajo hasta la capital. La reina y sus hermanas comenzaron a estudiar en el Instituto Ramiro de Maeztu, donde conoció a su profesor de Literatura y primer marido, Alonso Guerrero (58).

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin