Belleza

El lifting facial se pone de moda y hay para todas las edades: del clásico al endoscópico

El rejuvenecimiento facial es una de las intervenciones quirúrgicas más populares a partir de los 40: su demanda ha aumentado hasta un 20% en los últimos 15 años. Y es que con una sola intervención de apenas dos horas y una recuperación de una semana (máximo) puedes quitarte hasta una década de encima. Eso sí, cada rostro es único y es importante elegir el tipo de lifting que más favorezca al tuyo.

Lea también: Pure Oil, el aceite facial de frutos y plantas aromáticas que mima tu piel

El doctor Javier de Benito, director de Instituto de Benito (IdB), asegura en Okdiario que existen hasta cinco tipos y explica en qué consiste cada uno de ellos.

1. Lifting clásico

Consiste en estirar piel, levantar volumen y extraer grasa del rostro y el cuello. Se define la mandíbula, se corrige el cuello y se tensan los músculos de la zona. El paciente consigue un rejuvenecimiento de hasta 10 años y la intervención apenas dura dos horas. El postoperatorio conlleva inflamación y hematomas, pero tan solo exige dos semanas de descanso. Después, vida normal y a disfrutar de los resultados.

2. Ultra Deep Space Lifting

Se trata de reconstruir los ligamentos que se han distendido a través de los años. Se lleva a cabo en pieles con un envejecimiento avanzado, cuando los surcos del rostro ya se han descolgado. Se realiza con anestesia general, por lo que obliga a ingresar al menos una noche, y el periodo de recuperación se extiende a los 10 días.

3. Deep Space Lifting

El objetivo de este tipo es elevar los tejidos para redefinir el ángulo facial y reestructurar todo el tercio medio inferior: surcos nasogenianos, pómulos y contorno mandibular. Al igual que el anterior, se realiza con anestesia general por lo que el paciente debe dormir una noche en el hospital y su recuperación es de dos semanas.

4. Mid Face Lifting

Centrado en rejuvenecer la zona orbital, la mirada, cuando la musculatura se ha debilitado y hay arrugas y bolsas en la zona. Se trata de desplazar los tejidos descolgados para devolverlos a su lugar original. La operación dura unas dos horas y la recuperación no es dolorosa. En seis o siete días desaparece la inflamación de la zona y empiezan a verse los resultados.

5. Lifting endoscópico

Es la técnica aplicada a los menores de 40 años y se realiza mediante endoscopia, con ayuda de una microcámara que se inserta a través de pequeñas incisiones en el cuero cabelludo. Destinado, especialmente, a eliminar las arrugas del entrecejo y rejuvenecer la frente. Dura 45 minutos y apenas deja hinchazón ni marcas.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin