Belleza

Los peinados que han llevado las celebrities este verano y que van a triunfar este otoño

@haileybieber

Las famosas están al tanto de tendencias, por eso observando sus peinados de las últimas semanas, podemos prever qué se va a llevar la próxima temporada. A continuación, algunas ideas con los looks que seguro amarás este otoño.

Lea también: Los cortes de pelo que más se van a llevar este otoño: desde 'collarbone bobs' hasta nuevos 'mullet'

Recogidos trenzados

Los recogidos con trenzas son perfectos para cualquier ocasión e incluso longitud. "Las trenzas llegan de mil maneras, por lo que se adaptan a todas las melenas. Son perfectas para cambiar de look, ir cómodas o disimular un mal día con el pelo. Las puedes combinar con una coleta, añadirlas en un moño trenzado, de raíz... El truco para que queden perfectas es aplicar un producto de peinado antes de trenzarlas para que queden fijadas y brillantes", asegura Raquel Saiz de Salón Blue by Raquel Saiz desde Torrelavega (Cantabria).

Lea también: Sara Carbonero reinventa las trenzas 'boxer braids', uno de los peinados más populares del verano

Melenas por la clavícula

@mariafubries

Este corte incorpora la gracia de los bobs con la sensualidad de las melenas largas. "Esta melena media se puede peinar de mil maneras, la versatilidad es una de sus ventajas y al no ser demasiado larga, se ve ligera. El corte puede ser recto y liso, sin apenas capas, perfecto para un look que pretende resultar muy moderno. Le podemos añadir capas para corregir o resaltar el rostro y cambiar su carácter hacia uno más setentero. Y luego están los recogidos, las coletas y moños bajos con un acabado perfecto e incluso húmedo", comenta Rafael Bueno de Rafael Bueno Peluqueros desde Málaga.

Bobs aún más irresistibles

El bob sigue siendo el corte del momento y lejos de estancarse, continúa ofreciendo novedades. "Si hay un corte que definirá el momento que estamos viviendo, ese es el bob. Es sencillo y muy moderno, por eso no entiende de edad. Sienta perfectamente a una chica de veinte como a una mujer de sesenta. Para sacarle el máximo partido, debemos personalizarlo y atrevernos a experimentar con texturas y recogidos. En versión lisa, entera y con la raya por la mitad es cosmopolita; con ondas y hacia un lado, muy sugerente y con una textura mojada espectacular", asegura Felicitas Ordás de Felicitas Hair desde Mataró (Barcelona).

Recogidos perfectos

@haileybieber

Para cambiar de look o para deslumbrar, los recogidos son la mejor opción. "Los recogidos pulidos con la raya a un lado o por la mitad son perfectos para ir a trabajar como a un evento especial. Aplicaremos primero un sérum o una crema de peinado para asegurarnos un acabado perfecto y peinaremos. Si preferimos que tenga cierto volumen en la parte de la coronilla, antes creparemos un poco y luego peinaremos. El toque final se lo podemos dar con complementos como lazos. En el caso de moños incluyendo trenzados", asegura Manuel Mon de Manuel Mon Estilistas desde Oviedo.

Melenas leoninas

Más allá de las melenas surferas que tanto nos gustan llevar, los ochenta siguen inspirándonos con nuevas propuestas. "Las melenas con mucho volumen y un poco de frizz nos recuerdan la actitud desafiante, pero divertida de los años ochenta. Con un ligero tupé, con un lado marcado con laca y un rizo que surge un poco salvaje", comenta Jose Garcia de Jose Garcia Peluqueros desde Pamplona

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.