elEconomista.es

La "pesadilla" de Letizia: medio mes en Mallorca y Felipe de Rodríguez

10/07/2019 - 14:08

Los Reyes van a pasar sus vacaciones este año en Mallorca, pero solo estarán allí durante quince días. De todos es conocida la alergia de la Reina a este lugar vacacional. De hecho, ha trascendido que el tiempo que pasa en la isla lo considera como tiempo "de trabajo". No es el caso del Rey Felipe VI.

Los monarcas españoles tuvieron durante siglos un lugar oficial de vacaciones y esparcimiento. Desde la Edad Media acudían a los Bosques de Valsaín, donde abundaba la caza. Allí, en el terreno de una Ermita, el primer Borbón edificó el palacio de la Granja de San Ildefonso, una pequeña copia de Versalles. Pero todo cambió con la monarquía reinstaurada tras la muerte de Franci. Juan Carlos I es tan aficionado a la caza como sus antepasados, pero heredó el amor por los océanos de su padre, don Juan de Borbón, marino de carrera. Y lo mismo le ocurrió a su hijo. Pero hay un problema: Letizia no solo no es acuática, y tampoco se siente del todo cómoda entre las amistades de su augusto marido. Por ello, intenta pasar el menor tiempo posible en la isla, un lugar en el que nuestro Rey se siente como pez en el agua.

De allí guarda sus mejores recuerdos de infancia y también de juventud, cuando compartía correrías por las noches palmesanas con Kyril de Bulgaria o los hermanos Fuster.

Como ya ocurrió en Semana Santa, cuando Letizia viajó a Italia con sus hijas y se reunió con su marido días más tarde, los Reyes iniciarán sus vacaciones por separado. Felipe VI se trasladará a Mallorca el próximo 26 de julio, pero al principio estará de Rodríguez. Y participará en la la 38ª edición de la regata Copa del Rey Mapfre. Competirá con el resto de la tripulación de su barco, el Aifos 500, un exclusivo Club Swan 50 considerado como el Rolls Royce de la vela. Los astilleros Nautor's Swan cedieron uno de estos buques a la unidad de regatas de la Armada para que Felipe VI pudiera competir con él como patrón en la Copa del Rey. El precio de esta maravillosa embarcación es de poco más de un millón de euros. Tiene dos palas de timón con un diseño muy especial y mide 15,24 metros de eslora. La quilla es de fibra de carbono y pesa solo 170 kilos, una alhaja flotante que al Rey le hace sentir como un niño con zapatos nuevos. El Rey no estará del todo de vacaciones, la situación del país le obliga a trasladar su oficina a Marivent, donde despachará los asuntos de su agenda.

La Reina llegará dos días después, el 28 de julio. Se quedará para esperar a sus hijas, las infantas Leonor y Sofía, que este año han viajado a Estados Unidos para participar en un campamento de verano con el fin de perfeccionar su inglés. Está previsto que Letizia, Felipe VI y sus dos hijas pasen 15 días en Palma, para después iniciar un viaje con destino desconocido, algo que no hacían los monarcas eméritos, al menos de forma reconocida.

Nunca trascendió que se escaparan de una isla que era su refugio favorito. Don Juan Carlos, el exiliado de oro de la familia real española, ha cambiado Palma por Sanxenxo, donde cuenta con un buen grupo de amigos incondicionales. También viajará a la Costa Azul. No se descarta tampoco que acepte la invitación de su gran amigo, el Agha Khan, jefe de la Infanta Cristina, a sus dominios de la Costa Esmeralda, si su salud se lo permite. Y ya contamos en primicia que estará en Escandinavia también para participar en regatas. 

Letizia no tiene excusas para sentirse a disgusto en Mallorca. Si no quiere, no tiene ni por qué cruzarse con su suegra, con quien llegó a mantener una relación fluida hace años. El Rey y ella cuentan con su propia residencia, Son Vent, dentro del recinto de Marivent. El palacio original queda para doña Sofía, que puede invitar a sus hijas, las infantas Cristina y Elena, si le place, y también a sus otros nietos. Tanto Froilán como Victoria Federica, como los hijos de los ex duques de Palma se sienten a sus anchas allí. ¿Por qué a Letizia no le ocurre lo mismo?

En una entrevista al diario El Comercio, Tommy Ferragut, conocido relaciones públicas, que ha coincidido muchas veces de copas con el Rey explicaba hace algún tiempo que Letizia venía "por obligación a Marivent, porque no le gustaba compartir el complejo. Tiene cierto afán de protagonismo". Y es que ella "es de aguas más frías", como ironiza un influyente mallorquín en declaraciones a Informalia en referencia, suponemos, al origen asturiano de la ex periodista. No es el único que no acaba de creerse que vaya a pasar tanto tiempo en la isla.

Entre los hosteleros mallorquines, conscientes del reclamo que supone que la Familia Real para el turismo, siempre ha preocupado que nuestros royals dejen de veranear en la isla. Si decidiera cambiar las Baleares por el Principado de Asturias habría protestas. No olvidemos que Marivent, en el fondo, fue un regalo a la Monarquía por parte de la Diputación de Mallorca en 1973. Se contravinieron los deseos de la persona que legó el palacio, el pintor Juan de Saridakis, el cual, vivió allí hasta su muerte, y lo cedió con el único fin de que sus obras fueran expuestas allí al público.

Veranear en Segovia es la solución

Una solución original es que los Reyes volvieran a veranear a la provincia de Segovia, donde la corte antaño poseía palacetes en los pueblos de los alrededores de Ríofrío y La Granja. Sería como volver a los inicios borbónicos. Esta reina, una mujer del norte, podría dormir con colcha, sin aire acondicionado, aunque no se libraría de los paparazzi. Hay unas pozas y piscinas naturales maravillosas para bañarse con el agua muy fresquita. La Comunidad de Castilla y León le quedaría muy agradecida. Y la imagen de la soberana nadando en La Panera, junto al río Moros, en su chiringuito, no podría ser más sencilla y democrática si, como parece, se siente a disgusto entre la élite que rodea el mundo de la vela. Ya la han visto hacer alguna excursión de incógnito a algún que otro pueblo recóndito de Cuenca.







Comentarios 4

#1
14-07-2019 / 10:57
PEÑA FIEL
Puntuación 16   A Favor   En Contra

RESULTA DEL TODO INCOMPRENSIBLE QUE NADIE DEL CNI ADVIRTIERA EN SU DÍA A DON FELIPE DE EN DÓNDE SE ESTABA METIENDO Y CON QUÉ CLASE DE FAMILIA SE IBA A EMPARENTAR SI PERSISTÍA EN SU INTENCIÓN DE CONTRAER MATRIMONIO CON ESTA ELEMENTA DE LETICIA

#2
14-07-2019 / 11:54
lopez
Puntuación -5   A Favor   En Contra

Oye becario, al Rey no se le llama Felipe, sino DON Felipe o su Majestad. O es que eres de la basura podemita-catanazi-bolchevique?

#3
14-07-2019 / 14:49
catedral
Puntuación 9   A Favor   En Contra

Supongo que Letizia recuerda, como todos los españoles, lo de la catedral de Palma. Igual por eso le ha cogido manía a Palma.

#4
16-07-2019 / 22:22
godoy
Puntuación 4   A Favor   En Contra

cuando las vacaciones de un matrimonio o apreja son por separado es para sospechar.