elEconomista.es

Dolors Montserrat presume de hijo: la oveja colchonera de una familia culé

13/05/2019 - 14:53

Siempre se había resistido a hablar de su hijo. Lo tuvo en solitario, como otra Dolores muy importante en el PP, María Dolores de Cospedal. Hace unos días, la candidata del PP al Parlamento Europeo, de 45 años, no pudo resistirse a dar datos de él. Y es que a la ex ministra de Sanidad se le cae la baba con su pequeño Gonçal quien, al contrario que su mamá, es del Atlético de Madrid. Y el asunto es especialmente grave ahora, cuando de nuevo el Barcelona quiere arrancar de las entrañas colchoneras a Antoine Griezmann...

Conflictos familiares aparte, y a pesar del tuit demoledor que Gerard Piqué lanzó contra Dolors Montserrat el pasado 19 de febrero, la abogada y política catalana sigue siendo del Barça, y lo dejó muy claro en el post de Instagram en el que muestra a su hijo Gonçal, como nunca había hecho hasta ahora. Incluso revela datos del pequeño: "Una culé llevando a su hijo colchonero a ver un partido del Español, amor de madre". Para los que no lo recuerden, los de Simeone perdieron 3-0 frente a los Pericos, con lo que el niño no debió pasar su mejor tarde. Eso sí, ir con mamá al fútbol siempre es un buen plan.

El niño tiene ya ocho años y, según cuentan fuentes cercanas a la ministra, es la persona más importante en la vida de esta barcelonesa nacida en la localidad de Sant Sadurni de Noia. Todos los fines de semana, nos cuentan, es ella quien se ocupa personalmente de llevarlo a entrenar con un equipo infantil. El favorito del niño es Griezmann y el de su madre, Messi: "Lo considera un auténtico fenómeno". Queda por ver qué ocurrirá en la familia, si, como señalan diversos periódicos deportivos, el jugador francés acaba firmando por el equipo blaugrana.

Lee también: Gerard Piqué, contra la manifestación y contra la ex ministra Dolors Montserrat: Eta paquí, eta pallá

Hasta que Dolors Montserrat tuvo a su hijo era para sus sobrinos "la tieta". Estuvo casada en su juventud con un novio, pero se divorciaron. Decidió emprender el camino de la maternidad en solitario y no ha trascendido quién es o quién deja de ser su pareja actual.

Tiene simpatías en muchos ámbitos. Desde la Reina Letizia hasta sus vecinos. Incluso desde los sectores más independentistas consideran que Casado le hizo una enorme faena al situar a Cayetana Álvarez de Toledo en lugar de a ella en la cabeza de lista por la Ciudad Condal en las elecciones generales, por cierto que, de acuerdo con los resultados electorales, Cayetana ha dividido por seis el número de candidatos con respecto a los últimos comicios, en donde el PP sacó seis, frente al único asiento ocupado por la diputada de origen argentino.

Lea también: Cayetana Álvarez de Toledo y el periodista Arcadi Espada salen juntos

Y cuando en el ayuntamiento de su ciudad natal, una mayoría liderada por fuerzas separatistas quiso declararla persona non grata, tuvieron que renunciar porque el pleno se lleno de vecinos con carteles en los que estaba escrito "Dolors, persona muy grata". Fue en el Ayuntamiento de su pueblo donde debutó como concejal en la política, y curiosamente nunca quiso ser alcaldesa sino dedicarse al servicio público, a las cuestiones más prácticas, en contacto con los ciudadanos. 

En el PSOE aún recuerdan sus lágrimas en el funeral de Carme Chacón, a quien apreciaba mucho. Hasta sus adversarios la tienen por una buena persona. Está considerada como una de las mentes más abiertas del PP, y de hecho el colectivo LGTB dio la bienvenida a su llegada como "el único reducto de esperanza de una cierta complicidad en materia LGTB". Se lleva bien con personas de las más diversas ideologías y creencias y "l gusta aprender de todo y de todos, y su carácter campechano le facilita que la gente se abra a ella de corazón", nos dicen desde Génova.

Cuando está con su hijo, cuentan, pone el móvil en modo avión, le gusta mucho jugar y practicar deporte, desde ir en bici a caminar. Todo su tiempo es para él. Es una de las ex ministras más guapas que ha tenido el PP. No es alta pero, como Eva Longoria, está muy proporcionada, y tiene unas piernas fantásticas que sabe cruzar con mucho estilo, como en el acto de presentación del spot "La Tribu del corazón", de Mediaset hace año algo más de un año junto al Doctor Valentín Fuster, Paolo Vasile y la cantante Edurne.

La ministra tenía el tiempo justo para que que la maquillaran levemente antes de salir en antena. Alguien que la conoce muy bien afirma de ella: "No es esclava en absoluto de la imagen, tiene otras prioridades. Le gusta la naturalidad, y va casi con la cara lavada en el día adía".

Y sin embargo está considerada una de las políticas más atractivas y telegénicas especialmente cuando sonríe. Como Meritxell Ballet, tiene el pelo muy rizado, y se lo deja a su aire, incluso en los tiempos en los que era ministra y se llevaba el y pelo liso planchado, jamás renunció a su estilo personal. El gremio de las peluquerías no tiene muchos motivos para estar satisfecho con ella. Apenas pisa los salones de belleza: "Para ella, tanto a la hora de vestir como a la de arreglarse, prima la comodidad", nos explican.

Le gusta cuidarse, "tiene muy buen apetito y disfruta con la buena comida, pero siempre opta por la comida sana. Sus platos favoritos son las legumbres". La ex ministra pertenece a una importante familia dedicada al transporte y almacenaje de cava, y mantiene excelentes vínculos con sus padres y sus tres hermanos. Algunas de las fotos que colgaba hace tiempo en Instagram con ellos parecían un anuncio de La Massía.

Es hija de Dolors Montserrat Culleré, de 71 años, presidenta del PP en Cataluña desde el año 2000 al 2008. A ella también se le cae la baba con su nieto Gonçal, quien puede jugar al futbol con sus cinco primos en la casa solariega familiar, donde, por ciento "nadie se explica cómo con un abuelo que le sacó el carné del Barça a todos los hijos y nietos haya florecido un colchonero", nos cuentan. Se trata de un misterio sin resolver que intriga mucho a los miembros de su familia.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.