elEconomista.es

Sergio Ramos y Pilar Rubio gastarán más de un millón de euros en traer a Aerosmith a su boda

14/03/2019 - 13:31

El capitán del Real Madrid y su mujer negocian la participación de la banda rockera de Steven Tyler en el día de su boda. Sería una gran sorpresa para todos sus invitados pero también un sueño hecho realidad para la novia, Pilar Rubio, amante de la música rock y heavy. Eso sí, el capricho no sale barato: un concierto privado de Aerosmith cuesta alrededor de un millón de euros.

Leer también: Pilar Rubio y Sergio Ramos quieren que AC/DC o Aerosmith toquen en su boda

Si bien el precio de la banda es más bajo cuando se trata de actuaciones multitudinarias (unos 750.000 euros), las privadas se disparan por razones obvias. Aerosmith tiene un caché de un millón de euros de base, que puede variar en función de otras variables como el coste del jet privado en el que viajan o la distancia a la que se encuentren. Si lo asumen ellos, el precio de su contratación puede elevarse medio millón más. A pesar de lo que pueda parecer, la banda de Steven Tyler no es de las más caras del mercado y comparte precio con Shakira, Bruno Mars, Elton John, Rolling Stones o The Black Keys.

Todos ellos cuestan la mitad que otras estrellas como Lady Gaga o AC/DC, la otra opción de Sergio Ramos y Pilar Rubio para el día de su boda y que han descartado, según AS, precisamente por eso: traer a los australianos a Sevilla el próximo 15 de junio y ponerles un escenario en la finca del capitán merengue cuesta la friolera de dos millones de euros. Un precio similar al que pagó Amancio Ortega para que Coldplay le cantara cuatro canciones (Viva La Vida, Yellow, Fix You y A Sky Full of Stars) a su hija Marta Ortega tras darle el "sí, quiero" a Carlos Torretta en noviembre.

Leer también: Marta Ortega gasta 150.000 euros en su fiesta pre-boda

La boda de la heredera de Inditex y el hijo del diseñador argentino se convirtió en una de las más caras de España. Las celebraciones, detalles, trajes y demás alcanzaron un coste de 20 millones de dólares, de los cuales dos fueron para Chris Martin y su equipo y tres se repartieron entre Norah Jones y Jaime Cullum, que también amenizaron la velada.

En cualquier caso, no parece que la boda de la presentadora y el futbolista alcance estas astronómicas cifras. Pilar Rubio y Sergio Ramos se casarán el próximo 15 de junio en la catedral de Sevilla ante más de 300 invitados. Después lo celebrarán con una gran fiesta en la finca del capitán de Florentino Pérez, donde se garantizará la privacidad de los invitados 'requisando' sus teléfonos móviles y cámaras. Los tres hijos de los novios tendrán un papel muy especial: todo apunta a que Sergio Junior, Marco y Alejandro ejercerán de pajes de su madre. Por cierto, que Pilar Rubio ya ha adelantado algún detalle sobre el vestido que lucirá en su gran día: "Nada clásico, me aburre. Tengo muy claro cómo será y va a sorprender". ¿Más que Aerosmith?







Comentarios 1

#1
14-03-2019 / 22:27
Incrédulo
Puntuación 5   A Favor   En Contra

Desde que el ser humano existe, ocurre el mismo fenómeno

El dinero que no cuesta ganar, no cuesta gastar Pero es lícito

Ahora por Navidad una tarjetita Unicef, y cualquier bobería más, y limpian su consciencia

¿ se ha visto a Amancio Ortega hacer cosa semejante?, nunca se verá, es mucho más rico, pero el dinero le ha costado ganarlo. Esa es la diferencia


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.