elEconomista.es

Ivonne Reyes confiesa que tiene un tumor en el ojo: "Me tienen que operar"

12/02/2019 - 13:18

La presentadora venezolana no atraviesa su mejor momento. Sólo un día antes de retomar su batalla judicial contra Eva Zaldívar y Andrea Navarro, ex mujer e hija de Pepe Navarro, Ivonne Reyes (51) acudió a la clínica Rúber Internacional de Madrid por un problema de salud: "Tengo un tumor en el ojo".

Con su habitual simpatía, la actriz desveló que su vista se ha resentido en los últimos meses y tras realizarse las pruebas pertinentes han descubierto la causa: "Tengo un pequeño tumorcito del ojo que me impide ver tan bien como antes. Me tienen que operar, pero todo bien", dijo sonriente.

Prueba de ello es que sólo un día después, este martes, Ivonne Reyes ha retomado su lucha judicial contra Eva Zaldívar. Las dos ex parejas de Pepe Navarro se han visto las caras este martes en los Juzgados de Alcobendas. Se trata de una vista previa al juicio que se celebrará el próximo 19 de febrero por la querella interpuesta por la venezolana y su hijo, en la que acusan a Eva Zaldívar y su hija Andrea de vulnerar los derechos de Alejandro al obtener una prueba de ADN sin su consentimiento cuando, además, era menor de edad.

Ivonne ha llegado a los juzgados acompañada por su hijo Alejandro y su abogado. Eva Zaldívar, por su parte, lo ha hecho con Andrea Navarro, la primera hija que tuvo con el mítico presentador de Esta noche cruzamos en Misisipi. Se han mostrado tranquilas y relajadas, aunque no han querido hacer ninguna declaración al respecto.

El que sí ha hablado ha sido el abogado de Ivonne y Alejandro, confirmando que se trataba de un acto de mediación del colegio de abogados, ajustándose así a un protocolo previo al juicio, aunque no ha querido decir nada de lo que ha pasado dentro de los juzgados. Ivonne también ha apuntado que tanto ella como su hijo están tranquilos: "Los que no tienen que estar tranquilos son las otras partes, que actúan de una forma rastrera". 

Todo sucedió en 2017, cuando Andrea, primogénita de Pepe Navarro, cumplió la mayoría de edad y contrató a un detective privado para realizar a Alejandro, hijo de Ivonne Reyes, una prueba de ADN a sus espaldas. La intención de la joven era demostrar que éste no era hijo de su padre, tal y como un juez sentenció después del que el presentador se negara a realizarse las pruebas de paternidad en numerosas ocasiones.


PUBLICIDAD








Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.