elEconomista.es

La 'resurrección' de Michael Schumacher a los 50 años, cinco después del accidente

19/12/2018 - 15:05

El mítico piloto alemán cumple 50 años el próximo 3 de enero y, aunque su estado de salud es crítico, acaba de saberse que su evolución es positiva y que va mejorando poco a poco. Si bien su calidad de vida sigue siendo muy complicada, el siete veces campeón no está postrado en una cama ni necesita un respirador artificial para mantenerse con vida, según avanza la prensa británica. Eso sí, los gastos médicos necesarios necesarios para continuar con el tratamiento ascienden a 55.000 euros semanales.

Recordemos que Michael Schumacher es víctima de las secuelas del terrible accidente de esquí que le dejó en estado vegetativo hace ya cinco años, el 29 de diciembre de 2013.

Hace pocas semanas ya dábamos cuenta de las informaciones sobre su estado de salud gracias al arzobispo alemán Georg Gänswein, una de las pocas personas que puede visitarle, y cuyo testimonio ha arrojado algo de luz: "Me siento frente a él, lo toco con ambas manos y lo miro. Su cara, como todos sabemos, es la típica cara de Michael Schumacher, sólo se ha vuelto un poco más rellena", dice el religioso.

El Prefecto de la Casa Pontificia de la Santa Sede desde 2012 habló con el diario alemán Bunte: "Michael siente que a su alrededor hay gente que lo ama, que se preocupa por él y, gracias a Dios, mantiene alejado al público demasiado curioso. Una persona enferma necesita discreción y comprensión". Gänswein no quiso desvelar más información por respeto a los hijos de Schumacher, Mick y Gina-Maria, y su mujer, Corinna Betsch. 

El ex piloto de Fórmula 1 sufrió un terrible accidente de esquí durante unas vacaciones familiares en Los Alpes el 29 de diciembre de 2013. Trasladado al hospital más cercano, le indujeron el estado de coma para evitar daños mayores y seis meses después lo llevaron a su mansión Suiza, que su esposa Corinna se encargó de adaptar y medicalizar, de la que no ha salido desde entonces.

Las únicas informaciones oficiales que han llegado a los medios las ofreció Sabina Kehm, responsable de comunicación de la familia Schumacher y del piloto en sus años en Fórmula 1, quien indicó que Michael continúa en su proceso lento de recuperación. A estas alturas nadie sabe con exactitud su estado real, pero son muchos los medios que apuntan a que el káiser se encuentra en estado vegetal y no puede caminar, unas informaciones que la portavoz familiar tachó de "irresponsables".







Comentarios 0