elEconomista.es

Pamela Anderson y Brigitte Bardot se suman a la lucha de los 'chalecos amarillos' en Francia

5/12/2018 - 11:51

Las actrices Pamela Anderson (51) y Brigitte Bardot (84) han sido las últimas en apoyar públicamente las protestas de los 'chalecos amarillos' contra el anuncio del aumento del precio de los carburantes y que se ha convertido en la peor crisis política del presidente galo, Emmanuel Macron.

Ambas actrices, reconocidas activistas en defensa de los animales, entre otras cosas, han utilizado sus redes sociales para lanzar sus reivindicativos mensajes. Brigitte Bardot se ha enfundado en el chaleco amarillo ("Con vosotros", ha dicho) y Pamela Anderson ha aprovechado el caos francés para hacer una extensa reflexión sobre el fenómeno de los chalecos amarillos y la violencia callejera.

"Algunos seguidores me han acusado de lanzar mi apoyo a las revueltas y la violencia, sin comprender el problema. Eso es muy tendencioso. ¿Por qué? ¡Veamos! ¿Por qué estas protestas, ahora?", ha escrito Pamela en Twitter. La vigilante de la playa se ha condenado los actos violentos del pasado sábado en París, pero también los ha analizado y ha hablado sobre las demandas de acabar con el impuesto al carburante y la lucha contra el cambio climático, con la que está altamente comprometida desde hace años: "No creo que los chalecos amarillos apoyen políticas dañinas que provoquen el cambio climático. Están contra el sistema político y las políticas que hicieron mucho más por los ricos que por los pobres (...) La verdadera pregunta es si las actuales protestas pueden convertirse en algo constructivo. Lo que pase el día después y si los progresistas en Francia, y en todo el mundo, pueden encontrar soluciones para construir sociedades equitativas e igualitarias".

A Pamela Anderson vive en Marsella junto a su novio, el futbolista Adil Ramí, por lo que se ha lanzado en varias ocasiones a defender los intereses del país. Dice que no quiere ser política, pero sí mejorar las cosas. La actriz es una activista desde hace años de la organización defensora de los animales PETA. Desde esta plataforma también mandó una carta a Macron para solicitar la prohibición de los animales salvajes en los circos del país: "Las elecciones europeas de mayo de 2019 serán un gran campo de batalla en el que hay esperar que los progresistas sean capaces de presentar y demostrar sus proyectos", apuntó.

Bardot y Anderson no son las únicas caras conocidas en Francia que han expresado su apoyo a los 'chalecos amarillos'. También lo ha hecho el rapero francés Kaaris, quien fue condenado a 18 meses de prisión y una multa de 50 mil dólares por una brutal pelea con Booba, un compañero de profesión. El rapero se ha querido sumar a la causa con una foto en su perfil de Instagram con el chaleco puesto.

Ver esta publicación en Instagram

Monsieur l'agent je t'enfonce le triangle et le gilet fluo

Una publicación compartida de KAARIS (@kaarisofficiel1) el


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado







Comentarios 1

#1
07-12-2018 / 13:12
da
Puntuación 0   A Favor   En Contra

a quien le importa lo que opinen estas dos prostitutas!!!


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.