elEconomista.es

Lidia Bedman: así es la mujer influencer e instagrammer de Santiago Abascal, líder de Vox

3/12/2018 - 11:38

Vox irrumpió el pasado domingo con fuerza en el mapa político andaluz tras lograr 400.000 votos, traducidos en 12 diputados, en las elecciones de Andalucía. La alegría era inmensa en su líder nacional, Santiago Abascal (42), que lució sonrisa de oreja a oreja y celebró los resultados con sus seguidores en su sede del Hotel Ayre de Sevilla. El político vasco también festejó el resultado en las redes sociales, donde su mujer, Lidia Bedman (33), es más popular que él.

La esposa de Abascal acumula más de 124.000 seguidores en Instagram, casi el doble que su esposo. Comparte sus looks, sus rutinas de belleza, su estilo de vida saludable y algunos consejos como madre de dos niños, Jimena y Santi, fruto de su relación con el jefe de VOX. Lidia, eso sí, no publica imágenes con su marido en la red social, ni siquiera para felicitarle por lo conseguido.

Prefiere marcar cierta distancia con su vida íntima y emplear su cuenta de Instagram de la forma más profesional posible, si bien es cierto que también publica alguna que otra imagen cotidiana de sus hijos: "Simplemente me defino como una mamá que trata de hacer lo mejor posible para su familia", dice sobre ella misma en IG.

Asentada como influencer e instagrammer de referencia, Lidia estudió Publicidad y Relaciones Públicas en la Universidad católica San Pablo CEU, y protagonizó una breve incursión en la política de la mano de su marido. En 2015, Lidia se presentó en las listas a la Asamblea de Madrid por Vox, pero la formación se quedó sin escaño.

Tres años después de aquello, este mismo verano, Bedman y Abascal se dieron el "sí quiero". Se trataron de las segundas nupcias para el político, que se divorció en 2010 de su primera mujer, con quien tiene otros dos hijos. Según contó a El Mundo, mantiene una excepcional relación con ella. Por cierto, el primer matrimonio de Abascal fue civil. Fue Bedman quien le hizo comparecer ante Dios y la iglesia, eso sí, después de tener a dos hijos en común y convivir varios años 'en pecado'.


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado







Comentarios 6

#1
03-12-2018 / 14:45
Puntuación -4   A Favor   En Contra

Madre mía, Abascal divorciado y con hijos con una mujer ( la actual) fuera del matrimonio....... Ave María Purísima!

#2
03-12-2018 / 16:08
Common Sense
Puntuación -13   A Favor   En Contra

Los nacional-catolicos están que trinan!

#3
04-12-2018 / 22:14
Fiodor29
Puntuación 8   A Favor   En Contra

Vergonzosa noticia, reaccionario, y el que lo escribe que es un progre de comunicación.

#4
04-12-2018 / 23:44
Javier
Puntuación 10   A Favor   En Contra

Si hablamos de reaccionarios debemos hablar del marqués de Galapagar...Reaccionario y tercermundista.

Con tantos ataques que recibe Abascal sólo le están haciendo más simpático para el pueblo.Ojo.

#5
05-12-2018 / 08:50
Uno que pasaba
Puntuación -3   A Favor   En Contra

A ver si el becario aprende la diferencia entre reaccionario (persona que se opone a los golpes de Estado encarnados por la sangrienta revolución francesa y sus sucesores), de un liberal (persona que apoya los regímenes surgido de las guillotinas), de un socialista (persona que apoya la violencia y el terrorismo surgido de las organizaciones terroristas inspiradas en las ideas de Marx). Un poco de historia, becario, no te vendría mal.

#6
05-12-2018 / 10:52
O_O
Puntuación -1   A Favor   En Contra

Al menos sabe elegir bien, no como el CHEPAS que se junta con cualquier cosa.


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.