elEconomista.es

El tropezón de Karina en la boda de su hija: un vídeo que no olvidarás (ni ella)

11/10/2018 - 2:25

El pasado sábado 6, mientras que el duque De Alba casaba a su hijo mayor con Sofía Palazuelo en el Palacio de Liria, la cantante Karina y el peluquero Juan Miguel celebraban por todo lo alto la boda de su hija Rocío con Vicente Capdevilla en las Termas Marinas El Palasiet de Benicàssim (Castellón).

Fue una ceremonia igual de multitudinaria, con más 300 invitados, pero que dejó estremecido al personal por las vestimentas de los asistentes. Sin duda, la cantante y su ex eclipsaron a su hija en cuanto a extravagancias. Mientras que la mujer que cantaba El baúl de los recuerdos y Las flechas del amor mostró la mejor de sus sonrisas con un llamativo vestido rojo, Juan Miguel tiró de extravagancias y se presentó a la cita con un traje en tonos lavandas, como si de un domador se tratara. ¡Vaya circo todo!

Aunque la intérprete de Romeo y Julieta fue mas comedida en su vestimenta, terminó acaparando la atención durante la celebración. Una vez terminado el banquete y con alguna copa de más, Karina estuvo totalmente desmelenada en la pista de baile hasta que sufrió un percance que le terminó aguando la fiesta.

Cuando se encontraba bailando con su hija recién casada, la cantante de 71 años se resbaló y terminó en el suelo. Lo que parecía una tonta caída le trajo una lesión en la rodilla a la artista que le obligó a mantener reposo. Es más, no pudo reponerse más en la celebración y la artista se quedó el resto de la velada sentada en una silla.


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado







Comentarios 0