Actualidad

Fran Rivera, tras de las amenazas que ha sufrido su hija en Ghana: "Está bien, gracias a Dios"

La hija del torero y Eugenia Martínez de Irujo decidió irse de voluntariado a Ghana, (África) con la ONG 'Yes we help' tras volver a suspender selectividad. Sin embargo, la experiencia no ha resultado gratificante para Cayetana Rivera (19), que ha tenido que ser evacuada al ser amenazada en plena noche por tres guerrilleros armados en el campamento situado en la localidad de Winneba, a casi dos horas de la capital.

Su padre, Francisco Rivera, ha explicado a la revista Corazón que su hija se encuentra bien: "Tana está bien gracias a Dios, pero ha sido un fraude. Es una pena que ocurran este tipo de cosas con fines solidarios".

Todo comenzó a principios de semana, cuando la embajada española en Ghana empezó a recibir quejas de los padres de los voluntarios. Al parecer, varios hombres habían entrado en las instalaciones y en un vídeo grabado por uno de los voluntarios se escuchaba cómo una de estas personas armadas amenazaba con arrestarles.

Ante las numerosas llamadas, el Ministerio de Asuntos Exteriores se coordinó con la encargada de Negocio de la embajada y la policía local del país se instaló en el campamento para llevar a todos los voluntarios, entre los que se encontraba Tana, a Accra.

La hija de Francisco Rivera y Eugenia Martínez de Irujo decidió regresar a España y fue escoltada junto a varios de sus compañeros hasta el aeropuerto, donde les estaba esperando personal de la embajada española para custodiarlos hasta que cruzasen el control de seguridad. Finalmente, hace unas horas, la nieta de la duquesa de Alba llegó a Madrid sana y salva.

El ministerio de Exteriores ha explicado a La Vanguardia que los funcionarios de la cárcel local fueron llamados por "la organización". Algunos voluntarios afirman a que el líder de los asaltos es Yago Zarroca, el fundador de Yes We Help. Por su parte, el emprendedor niega ser el responsable de la empresa y ha explicado al medio citado que estos hombres no iban armados y que eran "policías locales" que decidieron "aumentar la seguridad para velar por el bien de los voluntarios".

La organización Yes we help nació en 2016 en Ghana, y ofrece experiencias de voluntariado a jóvenes entre 16 y 35 años por un importe de 1.500 euros en concepto de vuelos, visado y vacunas. El del país africano ofrece cuatro proyectos a los que sumarse; educativo, 'daycare', salud y deporte. Ahora bien, parece que en la realidad no era así ya que los jóvenes no tenían proyectos a llevar a cabo y tampoco la manutención prometida. Una auténtica pesadilla.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud