Actualidad

Urdangarin se refugia en la Fe: entró a la cárcel con un rosario y preguntó el horario de misas

El marido de la infanta Cristina es profundamente religioso y precisamente la Fe se ha convertido en su refugio durante los últimos años. Por ello, lo primero que preguntó al llegar a la prisión de Brieva, en Ávila, fue preguntar por el horario de los servicios religiosos.

"¿A qué hora son las misas?", esa es la primera pregunta que realizó Urdangarin este lunes durante su ingreso en prisión, según ha desvelado Pilar Eyre. Al parecer, el yerno de Juan Carlos y Sofía es muy creyente, al igual que su esposa: "Rezan todos los días el rosario, esta Fe los ha mantenido unidos y les ha preparado para afrontar el largo calvario que ofrecen a Dios por el bien de sus hijos", ha desvelado a la periodista un miembro del Opus Dei cercano a la pareja.

Urdangarin contará en Brieva con el acompañamiento espiritual del jesuita José María Fernández Martos, ofrece misa todos los domingos en Brieva, aunque en cualquier momento puede ser avisado para dar soporte y consolar a cualquiera de las presas y ahora, también, al único preso de la prisión de Ávila. Afirman que es un hombre culto, sensible y con más de 30 años de servicio en la cárcel, donde cumplen su condena ex etarras, yihadistas y algunas parricidas.

El marido de la infanta Cristina entró en prisión con algunos objetos personales que reflejan su entrega a la Fe: un rosario y una imagen de la Virgen Blanca, patrona de Vitoria, que le dio su madre cuando era pequeño. Además llevó unas fotografías de sus hermanos, de sus hijos y de su esposa.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud