Actualidad

El piropo de Ágatha Ruiz de la Prada al Chatarrero: "Me encanta cómo recicla"

  • Se llevó a Luis Miguel a la fiesta de Vanity Fair

"Estamos lanzados", contaba entusiasmado Luis Miguel Rodríguez este martes en la fiesta organizada por la revista Vanity Fair en honor de Iñaki Gabilondo, premiado por su gran carrera como periodista. Ágatha Ruiz de la Prada, invitada al evento, llevó con ella de consorte al dueño de Desguaces La Torre, del que apenas se separa desde el día que se conocieron en el cumpleaños de la abogada Teresa Bueyes, amiga del empresario y, desde hace unos meses, también del círculo de la ex de Pedro J. Ramírez. "Me encanta cómo recicla", decía ella. Carmen Martínez Bordiú bendice la relación: "Está con nosotros a muerte", dice el empresario.

"¿Estáis empezando algo más que una amistad?", le preguntaron a Ágatha. Y la diseñadora, ya sin rodeos, contestó: "Claro, si no, no habríamos venidos juntos". La marquesa de Castelldosríus asegura además: "Me encanta cómo recicla", uno de los talentos del llamado Rey de la chatarra. Este hombre de origen modesto, nada refinado, cero intelectual y muy espontáneo, tan alejado del mundo habitual que ella frecuenta, ha reciclado en efecto a la aristócrata y Grande de España, que va con él a los toros, a fiestas públicas y privadas, y hasta conoce ya su casa de campo y la finca donde Luismi daba unas sonadas fiestas. "Venimos de mundos tan diferentes que eso es lo que también nos atrae y nos sorprende", confiesa sincero Luis Miguel. "Buscábamos otra cosa y la hemos encontrado el uno en el otro. Debe ser eso", añade para explicar esta relación que parecía postureo mediático y va hacia adelante. En la fiesta de Vanity Fair, Luismi lucía una corbata firmada por Ágatha. "Me ha regalado dos, pero ella me ha elegido la que llevo", nos contaba más que contento. El caso es que, como asegura el empresario, "la cosa va como un tiro" y además tienen la bendición de Carmen Martínez–Bordiú, la anterior y apasionada novia de Luismi. "Carmen ni está en contra ni está celosa. El otro día Agatha organizó una comida en su finca y Carmen era una de las invitadas. Está con nosotros a muerte", cuenta Luismi, orgulloso de conseguir que las mujeres que han pasado por su vida, sean cómplices y amigas.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin