elEconomista.es

Tania Varela: amores, balas y codicia de la ex nuera de Laureano Oubiña detenida

27/03/2018 - 10:03

Pasión, balas, sangre, codicia, dinero, traición… La protagonista de esta novela no es un personaje de La Reina del Sur ni está inventada por Pérez Reverte pero esta mujer podría haberse convertido en la princesa del Noroeste si su relación con el hijastro de Oubiña hubiera prosperado. Ese amor acabó y Tania se fue con un abogado que asesinaron a tiros cuando iba con ella en un coche. Dice que no se acuerda de nada.

Si fuera llevada al cine o a la televisión ((¡Fariña!) el papel debería ser interpretado por una gallega de aspecto frágil. Tania Varela exhibe esa cara de niña tímida e inofensivapero peina canas teñidas de castaño claro a sus 44 años, se adorna con su mirada triste y hasta parece una novicia descreída que acaba de abandonar el convento. Viendo su foto nadie diría que ha sido la mujer más buscada durante la última década por el grupo de Fugitivos de la Interpol, que la han perseguido por tierra, mar y aire. Llevaba un año en Sitges hasta que este lunes fue detenida.

Es la única delincuente del sexo femenino que formaba parte de los 70 españoles más buscados por Europol. Los Mossos de Escuadra la detuvieron este lunes santo en Sitges, donde llevaba viviendo desde hace algún tiempo con documentación falsa. Tania Varela ya fue detenida en 2006 en Galicia, en una operación antidroga, y pasó incluso algún tiempo entre rejas. En el año 2013 fue condenada a siete años de cárcel por blanqueo de capitales y tráfico de estupefacientes.

No cumplió la pena. Y sin embargo, en un momento, estuvo en el lado de los 'buenos', con comillas. De hecho, cuando inició a ejercer de abogada lo hizo trabajando para el Ayuntamiento de Cambados, su pueblo natal, en el Centro de Información á Muller (CIM), donde atendía a víctimas de violencia de género y asesoraba a sus vecinas sobre los más diversos problemas. Dicen compañeras de aquella época que era una soñadora empedernida.

Pero un día, su vida dio un cambio radical, y se subió al carro del dinero fácil que inundaba la ría de Arousa. Todo empezó de forma estrictamente profesional. Tenía poco más de 30 años cuando en 2005 comenzó a asesorar a David Pérez Lago (abajo), el hijo de Ester Lago (arriba), la esposa de Laureano Oubiña, quien lo trató como a un hijo, un hijastro, un ahijado.

Comenzó siendo su abogada y terminó siendo su amante, y también su cómplice. Un año después, junto con otros 14 procesados, entre los que figuraba David, fue acusada de narcotráfico por estar implicada en el transporte de un alijo de droga procedente de Sudamerica de casi dos toneladas. David decidió cambiar el hachís por la cocaína. Era un chico emprendedor... No tuvo suerte: lo pillaron en 2006 y cantó. Fue el primero en romper el código de honor de los narcos.

Tania y David se habían distanciado mucho antes de que el narco le fallara. La joven letrada se enamoró del abogado que llevaba la defensa de los 15 implicados, Alfonso Díaz Moñux (abajo), con amplia experiencia en delitos relacionados con el tráfico de drogas. Tania volvió a mezclar el amor con el trabajo. Abandonó Galicia para trasladarse a Madrid y trabajar en el despacho de Díaz Moñux. El 18 de diciembre de 2008, un sicario le descerrajó dos tiros al abogado cuando, acompañado de Tania, entraba en el garaje e su domicilio en el distrito de Chamartín a las 21:30 horas. Llevaba amenazado mucho tiempo, y sabía que algo así podía ocurrirle. A Tania no le ocurrió nada pero las dos balas que hirieron al letrado (una en el cráneo y otra en la mandíbula) acabaron con su vida. Murió horas después en el Hospital Gregorio Marañón de Madrid. Cuando la policía le preguntó a Tania ella dijo que no recordaba nada. 

Se detuvo al asesino, un luchador de Vale tudo llamado Miguel Ángel Durán que trabajó como ayudante de seguridad en Rio de Janeiro. El sicario fue ayudado por otros cómplices. ¿Quién ordenó los disparos? El abanico de posibilidades era muy amplio. En los años 90 había defendido a Sito Miñanco tras la Operación Nécora. Trabajó para clientes muy peligrosos. Como Zakhar Kalashov, capo de la mafia rusa y accionista de la petrolera Lukoil, un hombre con enemigos tan temibles como él. También defendió a un policía local de Asturias acusado de tráfico de drogas en el caso Pípol. Y por supuesto, al hijo de Oubiña. De hecho según publicó La Voz de Galicia en 2013, Moñux advirtió que el hijastro de Oubiña planeaba matarlo.

Cuando se inició el juicio en 2014 por el asesinato de su pareja, Tania seguía en paradero desconocido, en busca y captura. Había desaparecido de la escena desde aquella fatídica noche en la que destrozaban a tiros la cabeza de Moñux. Su testimonio habría sido de vital importancia para dilucidar quién pagó a los sicarios 60.000 euros por cumplir el sangriento mandato. El asesino fue condenado a 23 años de cárcel pero el juicio fue anulado. El Tribunal Superior de Justicia ordenó que se repitiera, pero el fugitivo había huido de España. A finales del año pasado fue detenido en Brasil. Ahora el juicio podrá celebrarse con el testimonio de Tania. ¿Hablará? Tras el asesinato de Moñux, Tania se esfumó y no declaró contra Pérez Lago, probablemente el objetivo que perseguía el asesinato del letrado. Sin el testimonio de ella en el caso del alijo de cocaína desembarcado en Corcubión, su antiguo novio y cliente pactó con la fiscalía para rebajar en 9 años la pena de prisión, y se llevó a su ex, literalmente, por delante. La delató. Aún pesan sobre su ex los cargos por blanqueo de dinero y tráfico de drogas. En el 2015, Davidito, como le llamaba su difunta mamá, ya estaba en la calle.

El pasado mes de febrero el capo arousano fue detenido en el bloque de casas de A Laxe (Villagarcía) en el ámbito de la operación Mito, que también ha llevado a prisión a Sito Miñanco. Ahora los dos antiguos novios viven una situación similar: ambos están entre rejas. Y el testimonio de Tania sigue valiendo mucho, cuando está al caer el juicio por el asesinato de su pareja. Su aparición no ha podido ser más oportuna.

La abogada Tania Varela, cuando era directora del CIM de Cambados







Comentarios 0