Actualidad

Harvey Weinstein se defiende de las acusaciones de Uma Thurman difundiendo una foto juntos

El productor de cine, sobre el que pesan decenas de denuncias por acoso y abuso sexual, ha vuelto a estar en el centro de la polémica tras las acusaciones que la actriz  de Pulp Fiction hacia este fin de semana, en las que señalaba que el cineasta había abusado de ella: "Se abalanzó desnudo sobre mí en una habitación de hotel e hizo un sinfín de cosas poco placenteras". Ante esto, Weinstein (65) ha negado rotundamente haber mantenido cualquier tipo de contacto físico, aunque sí ha admitido haberle hecho alguna propuesta.

Uma Thurman (47) ha sido la última actriz en romper su silencio sobre los supuestos abusos que sufrió a manos del productor de cine. "Solía pasar horas hablándome sobre futuros proyectos, alabando mis ideas, validándome, mientras yo no me daba cuenta de las señales equívocas que existían en esos encuentros", confesaba al New York Times. 

Las duras acusaciones han encontrado respuesta en figura del propio Weinstein a través de su abogado. Éste ha desvelado que el productor, que se encuentra en tratamiento psicológico en una clínica de Arizona, está triste y sorprendido por las acusaciones, por lo que ha querido demostrar que su relación con Thurman es muy buena. Para ello, ha distribuido a los medios de comunicación una imagen en la que sale junto a la actriz durante la gala amFar celebrada el pasado febrero de 2016, veinte años después de sus supuestos abusos.

Según explicó la protagonista de Kill Bill, para ella Weinstein era un "enemigo", aunque siguió trabajando con él: "Él tenía las riendas, controlaba con qué directores yo podía colaborar y qué películas eran para mí". Además, señaló que su experiencia con Weinstein afectó a su relación con Quentin Tarantino (54), gran amigo del productor y para quien Uma Thurman fue musa y actriz favorita.

En esta línea cabe recordar las declaraciones de Tarantino, que reconoció hace unos meses que conocía la conducta agresiva de Harvey y pidió disculpas a la actriz por no haber hecho nada al respecto: "Sabía lo suficiente como para haber hecho más de lo que hice. Pensé que eran rumores, los típicos chismes que circulan en Hollywood. Pero no, yo no recibí información de segunda mano, sino de primera y pude haber hecho más". 

Uma Thurman, de esta forma, pretende ayudar con su testimonio a otras muchas mujeres que han sufrido o sufren abuso: "Me ha costado 47 años dejar de confundir amor con maldad. Me siento culpable por todas esas jóvenes que me admiraban e iban como corderos a la habitación de Weinstein. Pienso que debemos dejar de creer que la crueldad y el amor tiene una conexión", aseguró.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin