Actualidad

Carmen Martínez Bordiú pedía 50.000 euros por hablar de su 'toyboy' en TV pero solo le dan 25.000

  • El 'Black Friday' de la nieta de Franco

Dentro de una semana, casi todos los comercios ofrecerán descuentos descomunales en lo que todo el mundo conoce como el 'Black Friday', antesala de la Navidad con rebajas muy importantes. Carmen Martínez Bordiú no va a ser menos y ha hecho un 'descuento' del 50% en su próxima exclusiva. Su paso por el Deluxe costará Paolo Vasile no menos de 25.000 euros, barrera alrededor de la cual se cerraron las negociaciones, según fuentes de La Fábrica de la Tele, productora de Deluxe, después de que la nieta de Franco pidiera el doble por sentarse a contar, entre otras cosas, el cáncer terminal que ha confesado su madre, la herencia que tendrán que repartirse ella y sus seis hermanos o su nuevo romance con Timothy, un coach de origen australiano 36 años menor que ella.

La noticia no ha caído bien entre todos los miembros de su familia, aunque, curados de espanto, hacen de tripas corazón y dicen que "todo muy bien". Su madre, Carmen Franco, nunca le dice nada. No está para tonterías a sus 91 años. La viuda del marqués de Villaverde es noticia porque justo este sábado ha confesado en El Mundo que tiene un cáncer terminal, se ha dado a conocer la amable biografía que publica Nieves Herrero la semana que viene. Puertas adentro y, de acuerdo con lo que sugiere su entorno, Margarita Vargas, nuera de Carmen Martínez Bordiú, no "no está entusiasmada con la noticia". La venezolana ha dicho que "no lo sabía" cuando le han preguntado por la entrevista que va a conceder su suegra. Alfonso de Borbón, su hijo, ha dado la callada por respuesta.

Nos cuentan que a pesar de la experiencia que ya tiene con los medios en general y con la televisión en particular, Carmen Martínez Bordiú está muy nerviosa y preparándose a conciencia para no regalar más titulares de los pactados. La hija de Carmen Franco no suele vetar preguntas, pero hay temas que le agradan más que otros. Por ejemplo, José Campos. De su ex marido no le gusta hablar, aunque por la cifra que va a cobrar no es de extrañar que pase por debajo del futbolín y conteste a lo que sea, porque tablas, valor y arte no le faltan.

Como ha hecho toda la vida, Carmen concede la entrevista para recomponer un poco su economía. De hecho, no falta quien comenta que todo el culebrón de su nuevo toy-boy llega porque necesitaba madera con la que alimentar la caldera de la fama, es decir, la de las exclusivas. Porque no le quedaba mucho por contar. Primero fue el Hola, revista a la que regresa siempre; y ahora llega el Sálvame, el programa que mejor paga, y que necesita un personaje de primera porque no atraviesa por su mejor época en cuanto a audiencias.

Ya se dijo en su día que el matrimonio con el cántabro José Campos no se hubiera producido si no fuera por las exclusivas que concedieron antes, durante y después de casarse. "Comer caliente y meterme en una cama nunca he tenido ese problema. Tengo una familia larga y extensa que siempre me ha echado una mano en los momentos difíciles. Mi madre me ha echado una mano", declara Carmen cuando le preguntan por su salud económica.

Sobre su amor anterior, el millonario conocido como El Chatarrero, tampoco guarda silencio: "Mucha gente puede pensar que llevaba una vida a todo lujo y es verdad que Luismi pagaba cosas que yo no podía sufragar, hasta que he vendido una de mis casas", afirma Carmen. Como adelantamos en Informalia ex exclusiva, el dueño de Desguaces La Torre tenía un contrato con la propietaria del piso en el que residía la nieta de Franco, y ese contrato vencía. "Él tenía unos meses de adelanto y muy generosamente me dejó vivir esos meses de adelanto en la casa", confirma.

Sobre el estado de su amistad con Luismi, que supuestamente dijo: "Me he quitado un peso de encima" cuando supo que Carmen estaba con otro, la madre de Alfonso de Borbón no tiene pelos en la lengua: "Dijo: ¡Qué libertad, qué maravilla no tener a la prensa detrás para ver si salgo con una o con otra!", matiza Carmen, la mujer que declaró en Vanity Fair que "en la cama sobra la moral", que no pierde la oportunidad para comentar que El Chatarrero "es muy mujeriego".

No deja de ser llamativo que Carmen Martínez Bordiú reconozca que tuvo que casi suplicar a su ex que le dejara vivir en su casa de alquiler cuando ella tiene a su disposición el piso de su madre que cuenta con 600 espléndidos  metros cuadrados en pleno barrio de Salamanca, y pocos metros de la otra casa.

Carmen está acostumbrada desde que nació en el palacio de El Pardo hace 66 años a llevar una vida de lujos y caprichos. Cuando estuvo casada con Alfonso de Borbón, hasta los amigos le tenían que llamar Alteza Real. Le gusta la buena ropa, viajar y comer en sitios muy caros. Con Jean Marie Rossi, uno de los anticuarios más ricos de Francia, y padre de su hija Cynthia, fue criticada sobre todo por su suegra. Emanuela Dampierre, que falleció en 2012 a los 98 años, nunca le perdonó, entre otras cosas que dejara en España a sus dos hijos (uno falleció trágicamente). Carmen se fue vivir a París, por cierto, en un piso que estaba encima del de la ex mujer de su marido.

Carmen se casó con con el padre de Alfonso, hijo de Emanuela y del infante don Jaime, por imposición de su abuelo. Franco quería que el fallecido duque de Cádiz fuera rey de España. Y a ella la casaron en un gesto de mesianismo propio de la dictadura, que tenía como objetivo final hacerla reina de España. Cuando las cosas no fueron como se habían previsto, al primo de don Juan Carlos le enviaron a Suecia de embajador. En Estocolmo, Carmen vivió posiblemente los años más aburridos de su vida.

Alfonso era muy aburrido, y en cambio  Jean Marie Rossi (que la llamaba "la duquesita" era inteligente, divertido, y dicen que muy morboso. Ella misma reconoció hace años que el padre de su hija la volvía loca. Ella tenía 32 años. Con33 se casó. Le cambió la vida. Pero el anticuario le puso condición para que se fuera a vivir con él a la capital francesa que dejara aquí a sus dos hijos. Y lo hizo.

Tanto si habla de su nuevo amor, como de José Campos o de cualquier parte de su vida, Carmen Martínez Bordiú dará un espectáculo televisivo que cumplirá con las expectativas porque no se calla y porque siempre se ha puesto el mundo por montera y se lo ha pasado todo por el arco de triunfo que construyó su abuelo.

comentarios5WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 5

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

A Favor
En Contra

Qué tía más patética..... Además a quien le pueden importar sus aventuras y desventuras?.... Montajista, ve al Valle de los Caídos y échale unos rezos a tu abuelito, anda!!!!!

Puntuación 4
#1
A Favor
En Contra

Pues demasiado va a cobrar, tendrá poca pasta para arrastrarse al Deluxe, que poca vergüenza y menos categoría....

Puntuación 5
#2
A Favor
En Contra

La vi los últimos 5 min., fea, mayor y sin gracia....lo del noviete jovencito es un paripé para dar exclusivas en las revistas y en TV......no se lo cree nadie.

Puntuación 1
#3
A Favor
En Contra

Para que llevan a la Esteban también los sábados, para hacer preguntas y comentarios sin sentido ni criterio y para subirse las medias enmedio del plató?..... Qué ser más vulgar y más mal educada!!!!!

Puntuación 6
#4
A Favor
En Contra

La Belén necesita con carácter de urgencia unos pantys....DE SU TALLA !!!!!! Ya repele bastante la señora sin necesidad de ver también esos movimientos burdos y bastos cada vez que se pone de pie. Las chonis poligonera tienen bastante más clase que ella.

Puntuación 4
#5