elEconomista.es

Willy Bárcenas y su grupo Taburete dan el salto al corazón: son los Mecano del siglo XXI

19/07/2017 - 16:19

El hijo del ex tesorero del PP reinvindica su sitio en la música y lo hace a través del papel cuché, mucho más efectivo para darse a conocer, sobre todo después de haber vivido una divertida noche con Lucía Rivera. Además, Campanario aclara su situación, Luis Merlo vuelve a casa (como los turrones pero en pleno mes de julio) y Garbiñe Muguruza cambia las deportivas por los tacones de aguja para demostrar que, además de reina de la pista, es también la reina del baile.

HOLA

Por fin María José Campanario cuenta la verdad de su último ingreso hospitalario, objeto de múltiples y al parecer disparatas interpretaciones. La esposa de Jesulín de Ubrique habla para la revista habitualmente depositaria de sus confidencias más sinceras y puntualiza que nunca ha cobrado un euro por hablar de sus dolencias. A partir de esa premisa, Campanario lo deja claro: no padece depresión, ni ansiedad ni está enferma de lupus. Los dolores que le produce la fibromialgia le hacían tomar una medicación que ahora se ha visto obligada a regular y moderar en una clínica de donde sale y entra cuando quiere. Nunca ha estado ingresada en la unidad psiquiátrica de este centro y además está mejorando y ya empieza a practicar deporte.

Otra noticia médica que había provocado comentarios alarmistas fue el ingreso de Luis Merlo en un hospital por estrés y problemas respiratorios. Una revista digital llegó incluso a publicar su fallecimiento. Pues no, Luis ha vuelto a casa, acompañado de su hermana Amparo, sonriente y decidido a cuidarse. No hay más historia.

Interesante el primer reportaje de Taburete en una revista del corazón, la más fina, como corresponde al estatus de sus líderes, Willy, el hijo de Luis Bárcenas, ex tesorero del PP, y Antón Carreño, nieto de Díaz Ferrán, en prisión por estafa y otros delitos relacionados con el choriceo: "No somos unos niños pijos", insisten una vez más los chicos de Taburete que, digan lo que digan, son considerados los Mecanos del siglo XXI y tienen a Froilán Marichalar entre sus seguidores.

La doble imagen de Garbiñe Muguruza, sudorosa ganadora en las pistas de Wimbledon y elegante y glamurosa en la cena de la victoria, con modelo de Alexander MacQueen es ideal. La femineidad vuelve al tenis y deja atrás aquellas campeonas algo masculinas que ganaban y parecían chicos dentro y fuera de las pistas.

Hola suaviza los titulares del tenso encuentro entre Rocío Carrasco y su hijo David Flores en los juzgados después de más de un año sin verse. Las otras revistas de la semana hablan del desprecio de la madre al hijo, al que no sólo no le dio un beso sino que tampoco le dirigió la mirada. Este embrollo familiar tiene una enorme carga de tristeza que ensombrece el color de las páginas rosa.

La jet set de toda la vida, la 'beautiful people' clásica, vuelve de nuevo para una de esas fiestas del verano que celebran los millonarios al borde sus piscinas iluminadas con antorchas. Carmen Martínez Bordiú, Cari Lapique, Nuria González y en el epicentro, Isabel Preysler y y Mario Vargas Llosa, ella de rojo pasión, han sido los invitados de Mario Vargas Llosa y José María Amusátegui, el veterano banquero hoy retirado que fue el mejor amigo del matrimonio Boyer-Preysler. A rey muerto…

Análisis minucioso de la visita de estado de los reyes de España a Londres con merecido reconocimiento del triunfo de Letizia y su imposible duelo con la duquesa Kate, tan erróneamente anunciado con anterioridad. Kate en ese viaje no era comparable con Letizia, reina de verdad, a la altura (protocolaria) de Isabel II. Antes de Kate y Guillermo están Carlos y Camila (y lo que les queda).

No hay una sola foto de Letizia y la duquesa de Cambridge, que de seguir así la buena salud de los Windsor, a Kate le tocará reinar cuando nuestra Leonor llegue a la tercera edad.

Los bikinis de la semana: las niñas de Bertín Osborne, ya muy creciditas pero chicas cañonazos donde las haya. Mamen, la esposa de Raúl González, madre de cinco hijos y siempre espectacular. Como Amelia Bono, que meses después del nacimiento de su cuatro varón está como una quinceañera. Elena Furiase también luce bikini en Ibiza mientras espera volver al trabajo que, de momento, le da una tregua.

Por quien pasan los años pero no el cardado de ese moño antediluviano es por Ivana Trump, la primera mujer de Donald, que repite veraneo en Saint Tropez, donde pasea con su perrito y con su tercer marido, un modelo 30 años más joven pero que no sale en la foto. Se ve que Donald ha tenido un raro momento de cordura y no nombrado a Ivana, embajadora de Estados Unidos en los Balcanes, como se había comentado cuando llegó a la presidencia.

Vacaciones de Ronaldo con el suspense del embarazo y el abordaje de los agentes de la Agencia Tributaria, que invadieron su yate para ver si el barco tenía los papeles en regla. Hola dio la exclusiva mundial de la noticia y El Mundo la del embarazo, y ahora nos enseñan todas las fotos del momento.

SEMANA

Vuelve a sincerarse Belén Esteban que, una semana sí y otra también, cuenta su verdad. En bañador (distintos modelos), y tumbada tipo odalisca del imperio otomano, Belén habla esta vez de Andreíta, que este jueves cumple su mayoría de edad y seguramente empezará a acaparar portadas semana tras semana. Belén dedica la entrevista a su hija aunque siempre ha prohibido que otros la nombren y a pesar de que, en una ocasión, le dio un toque el Defensor del Menor.

Belén espera respeto de los medios hacia su hija pero ese respeto que invoca no empieza por ella misma. Pobre Andreíta, aquella niña que se resistía a comer el pollo y ahora se va a estudiar lejos para escapar de la fama que no busca. Este jueves llega su primera portada sin pixelar. La intimidad de una niña, aunque sea mayor de edad, salta por los aires si se trata de vender revistas.

Tiernas y expresivas imágenes familiares del clan Campos en la presentación del libro biográfico de Terelu. Es un relato que ha sorprendido a su propia madre. María Teresa asegura que hay cosas que no sabía de su hija y que la han emocionado. Terelu fue sobrepasada por los verdaderos protagonistas del acto de presentación, Edmundo y Teresa, más unidos y cómplices que nunca.

Eva Longoria promociona en Marbella Playa Padre, el chiringuito de su amiga María Bravo. Pepe Bastón, su marido mexicano, no la acompañó esta vez, aunque todo apunta a que la actriz vive otro embarazo fantasma, como el de Georgina, en la gala de la Global Gift. Longoria amadrinó otra vez la fiesta solidaria que compite con la Starlite de su antiguo aliado en temas benéficos, Antonio Banderas. ¿Quién gana este duelo mediático? La gala de María Bravo y Longoria es más doméstica, más marbellí de toda la vida. Banderas y Sandra San Juan traen a Sarah Ferguson y en su día a Melanie Griffith.

DIEZ MINUTOS

Como nos temíamos, Kiko Hernández hace caja con la presentación de sus hijas mellizas de seis meses en la portada de Diez Minutos. Y le pone un toque original al meter a la gente de Sálvame en el ajo. Mila Ximénez y y Kiko Matamoros llevan a las pequeñas en brazos (y mientras, el Defensor del Menor tomando el sol en Benidorm).

Kiko, que hace años y coincidiendo con horas bajas en televisas habló de que padecía cáncer de páncreas del que muchos dudaban, ahora confiesa otra dolencia, artritis soriásica en su mano derecha, lo que le obliga a coger en brazos a las niñas con la izquierda. Conmovedor. Hernández habla ya de un tercer hijo, un varoncito de encargo nacido de la misma madre de alquiler que trajo al mundo a Jimena y Abril. El contertulio de Telecinco sigue los consejos de su pediatra, los mismos que practica Letizia con Leonor y Sofía. No hay que vestir a las niñas igual para que éstas desarrollen cada una su propia personalidad.

El bikinazo de Diez Minutos lo protagoniza Macarena Gómez, que gana mucho desvestida. En cambio su marido, el it boy Aldo Comas, luce mucho más con sus looks de dandy moderno que con pareo, que le saca tripa.

Aquellas canciones del verano, como El Chiringuito que estrenaba cada año Giorgi Dann han sido superados por el Despacito de Luis Fonsi, fenómeno musical del año. El portorriqueño descansa de su gira por España en Mallorca con su familia. A Luis Fonsi no le pasará lo que ocurrió con Enrique Iglesias en Santander. Su público le adora y Fonsi corresponde. Es lo que tiene ser humilde.







Comentarios 0