Actualidad

Marta Sánchez se come a besos a su nuevo novio ejecutivo

  • Se llama Casey Ustick y es de San Diego

Se llama Casey Ustick, es de San Diego y es el mejor profesor de inglés de la cantante. Pero parece que no es lo único, pues ambos se han mostrado muy cariñosos paseando por las calles de Madrid. Aunque Marta confesaba hace unos meses que no quería pareja, parece que el amor ha vuelto a llegar a su puerta en forma de alto ejecutivo americano.

Casey es el segundo de cuatro hermanos y actualmente trabaja como analista financiero en el Profil Institute for Clinical Research, una empresa farmacéutica dedicada a combatir la diabetes y la obesidad. Algunas de sus grandes aficiones son el golf, el fútbol o el tenis.

A juzgar por las imágenes que publica la revista Love, el empresario tiene un estilo propio, un aspecto que comparte fervientemente con Sánchez, que es una gran seguidora de las últimas tendencias de moda.

Ambos se conocieron en Miami, donde él trabaja y donde Marta vive desde hace dos años con su hija Paula, quien tiene allí el colegio. Él no ha dudado en viajar hasta España para conocer el entorno de su chica y las costumbres de su país. En esta visita, la artista no ha dudado en presentarle a algunas de sus mejores amigas, como es el caso de la actriz internacional, Paz Vega.

Con ella se reunieron este fin de semana y compartieron confidencias. Fue la propia Marta quien lo publicó en su perfil de Instagram, en el que se pudo ver una instantánea de ambas mujeres dándose un beso: "¡Noches mágicas con los amores que tengo! Paciña! ¡Eres grande! ¡Humilde! ¡Madre! ¡Esposa! ¡Amiga! ¡Hermana! ¡Gran actriz! ¡Guapa! ¡Sencilla! ¡Real! ¡Maravillosa! ¡Y encima te llamas como mi querida hermana! PAZ! Este beso es desde el corazón... por qué te quiero con el alma y estoy cada día más orgullosa de ti" , tituló Marta.

Aunque todo apunta a que ambos se comunican en inglés, no se sabe si Casey se habrá esforzado en conocer el idioma de su novia. En cualquier caso, parece que en la actualidad, están muy unidos. ¡Y que dure!

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments