Actualidad

Las dos caras de David Beckham

El marido de Victoria Beckham ha pasado del lujo más exclusivo al drama más desgarrador en unos pocos días. Si hace una semana, David Beckham disfrutaba de unas idílicas vacaciones en el Caribe junto a su familia, este jueves ha protagonizado unas bellísimas fotografías en Swaziland, África, donde ha viajado con Unicef para visitar a niños seropositivos.

Ha cambiado la playa, las hamacas y el vino rosado de un resort de lujo por las chabolas de un poblado africano. Hace apenas tres días vimos a David Beckham disfrutar de unas exclusivas vacaciones en México con su familia, donde se trasladó para asistir a la boda de Eva Longoria y Pepe Bastón. Un sitio precioso y una compañía de lo más chic que sirvió para poner los dientes largos a todos sus seguidores, con los que compartió sus días de relax y fiesta.

Ahora, ha mostrado su lado más solidario y su mejor sonrisa con los niños seropositivos de Swaziland, un poblado africano al que se ha trasladado como Embajador de Unicef. Allí supervisa las labores de 7 Fund, una fundación que él mismo creó y que invierte dinero en salud y programas educacionales en zonas marginales.

El ex futbolista ha compartido las fotografías en su perfil personal de Instagram, donde tiene 24 millones de seguidores. Beckham sigue así el ejemplo de Ricky Martin, que viajó el pasado viernes 5 a un campo de refugiados sirio para arrancarles una sonrisa a los niños. Guapos, ricos y solidarios. ¿Qué más se puede pedir?

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin