Actualidad

Malia Obama se ha enamorado de Sevilla

  • Pasará el próximo año en la capital andaluza

No hay necesidad de buscar razones ocultas para explicar por qué una joven de apenas 18 años cae rendida ante una ciudad que hipnotizó hace miles de años a los fenicios, los tartesos, los romanos... Los americanos, por supuesto, tampoco son inmunes a la magia hispalense y la prueba es que de todos los lugares del planeta, la hija del hombre más poderoso del planeta, ha elegido pasar su 'año loco' a orillas del Guadalquivir.

Ni la mismísima presidenta de la Junta de Andalucía contará probablemente con tanta seguridad como la hija mayor del hombre más poderoso del mundo durante su estancia en Sevilla. Malia Obama, que acaba de graduarse con excelentes calificaciones en la Sidwell Friends School, en Washington, pasará  lo que los americanos llaman el Gap Year, es decir, un año puente entre el instituto y la universidad, antes de ir a Harvard, como sus padres. Viajar, perfeccionar su español y enriquecerse con otras culturas son los objetivos de estos 'cursos sabáticos' que hacen algunos adolescentes antes de embarcarse en los estudios superiores.

Malia no residirá en Madrid ni será becaria en el Departamento de Estado de la Embajada de los Estados Unidos como se había publicado.

Según publica este jueves La Razón, el ojo derecho del presidente Obama ha elegido el sur de España como base para su estancia en Europa. Posiblemente, ha tenido en cuenta que su segundo idioma ha sido y es el español, una lengua que controla bastante bien y gracias a la cual pudo actuar de intérprete para su padre en su histórico viaje a Cuba el pasado mes de marzo.

Está previsto que Malia viaje a la capital hispalense en julio con su madre, Michelle, que la ayudará a buscar una casa adecuada. Se ha especulado con que resida en alguna de las exclusivas urbanizaciones que hay a las afueras de la ciudad. También se ha publicado que la hija de Barack Obama podría aprovechar esta visita no oficial junto a su madre para acudir a algún acto de cooperación social, vinculado con la infancia, organizado por el embajador Jaime Costos y su pareja, el decorador Michael Smith, íntimos amigos del presidente americano y su familia y verdaderas figuras de la vida social madrileña y española.

Malia cumple 18 años el próximo 4 de julio, el día de la fiesta nacional de Estados Unidos, y está considerada una joven brillante y con estilo (sya marca tendencia). Le guste o no será objeto de deseo de más de un fotógrafo Sevilla.

Durante su estancia, su padre y su madre dejarán la Casa Blanca y se producirá el relevo en la presidencia de Estados Unidos, adonde llegarán o bien Hillary Clinton o Donald Trump. Es posible por tanto que se pierda la mudanza del hogar en el que ha pasado su infancia y adolescencia (desde los diez años).

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments