Actualidad

Micky Molina, sobre su hija con Lydia Bosch: "Sólo la sigo por las revistas"

  • Día del Padre sin "ningún plan"

El 19 de marzo aparece señalado en el calendario de Micky Molina como una fecha amarga, porque en el Día del Padre vuelve a recordar su mala relación con su hija mayor, Andrea, fruto de su matrimonio con Lydia Bosch. De hecho, el actor no tiene ningún trato con esta joven de 24 años, que también intenta hacerse un hueco en la interpretación.

Así responde Micky a Informalia cuando se le pregunta por la carrera de su primogénita: "No la sigo mucho, sólo por las revistas". De momento, Andrea lucha por conseguir una oportunidad para demostrar sus aptitudes como actriz, tras formarse en la escuela de Juan Carlos Corazza. Lo hace ahora con la ayuda de Antonio Rubial, el representante también de su madre y de figuras como Quim Gutiérrez, Clara Lago, Inma Cuesta, Marta Etura, Pablo Rivero o Andrés Velencoso, entre otras.

La nula relación de Molina con Andrea no pilla de sorpresa a nadie, ya que éste ya habló del tema en 2009, el programa de Telecinco Salsa Rosa: "Ya no puedo hacer nada más. De tanto intentarlo, siento que molesto, y no quiero molestar, y menos a una hija a la que adoro". Pese a que Molina confesó cinco años después que estaba tratando de restablecer el contacto con la joven, los esfuerzos no han dado los resultados esperados.

No parece que sea mejor la relación que mantiene el madrileño con sus otros tres vástagos: los dos que tuvo con la modelo nórdica Kirsa van Pallandt, que iniciaron los trámites para cambiarse el apellido; y Adrián, nacido de su romance con la realizadora islandesa Katrin Olafsdóttir. Así lo transmite Micky al afirmar a Informalia que no tiene "ningún plan" para este Día del Padre.

Por tanto, el actor pasará este San José con la canadiense Sandra Blakstad, la hermana del marido de Ángela Molina, que se ha convertido en su pilar principal en la actualidad. Pese a todo, el sexto de los ocho hijos del artista Antonio Molina descarta pasar de nuevo por el altar con la que es también su concuñada. "Llevamos 12 años, pero Sandra y yo no tenemos planes de boda. Estamos muy bien así", confiesa.

Tras unos años de inestabilidad personal, parece que Micky empieza a retomar las riendas de su vida. Todo gracias a la buena etapa que atraviesa actualmente en el plano profesional. "No paro de hacer cosas. Estoy ahora con los ensayos de una función que se llama Dos hermanos. A la vez estoy rodando una peli en Almería y acabo de terminar de otra, El collar de sal, que se presenta en Málaga?, concluye el actor.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin