Actualidad

El tijeretazo de Antonio David Flores a Rocío Carrasco en su homenaje a Jesús Mariñas

Antonio David Flores fue uno de los personajes del corazón que se pronunció tras la muerte del icónico Jesús Mariñas. El ex de Rocío Carrasco homenajeó al periodista con una fotografía de ambos que rescató. Sin embargo, pasó desapercibido un detalle muy significativo.

Lea también Las cinco demandas (vía civil) de Antonio David Flores: comienza la guerra

En su publicación, el padre de Rocío Flores escribió: "Nada mejor que despedirse con el respeto de la profesión y la admiración de aquellos que hasta te sufrimos en nuestras propias carnes... Buen viaje amigo...".

Junto a estas palabras, una fotografía en la que ambos aparecen muy sonrientes. Sin embargo, la imagen tenía 'truco'. Algunos usuarios de las redes sociales apostillaron que la imagen estaba recortada. ¿Y quién falta en ella? Nada más y nada menos que Rociito. 

La propia Rocío también homenajeó a Mariñas en el concierto homenaje a su madre, Rocío Jurado, que se celebró este miércoles en Sevilla, un día después de la muerte de Jesús: "Con él he pasado muchas etapas, pero al final, yo lo he conocido desde pequeña. Y con todo lo cabroncete que era, era un ser entrañable también. Claro que se siente su pérdida".

Lea también - El mensaje de Elio Valderrama tras la muerte de su marido, Jesús Mariñas: "Te quiero un montón"

Mariñas falleció este martes a los 79 años tras luchar contra el cáncer de vejiga. Su enfermedad la anunció en octubre del año pasado a través de la revista en la que colaboraba. A su lado en todo momento estuvo su marido, el fotógrafo venezolano Elio Valderrama, con quien se casó en 2016. Juntos llevaban más de treinta años. La diferencia de edad entre ambos, alrededor de 20 años, nunca fue un problema.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.