Actualidad

Johnny Depp asegura que no dejó a Amber Heard en lo peor de su matrimonio por miedo a que se suicidara

El actor Johnny Depp aseguró este miércoles que su ex esposa, la también actriz Amber Heard, dejó "restos fecales humanos" en su cama días después de separarse. Era una de las declaraciones más esperadas del protagonista de Piratas del Caribe, que ya causó un gran revuelo en 2018 cuando habló de este episodio y su ex mujer lo desmintió. Entre sus impactantes testimonios, aseguró también que no la dejó en lo peor de su matrimonio por miedo a que se quitara la vida.

Lea también"Desde los 11 años tomaba pastillas para los nervios que robaba a mi madre", dice Johnny Depp durante el juicio contra Amber Heard

Depp declaró por segundo día consecutivo en el litigio que le enfrenta a Heard, tras una primera jornada en la que, subido al estrado, aseguró que "jamás" había "golpeado a una mujer" en su vida.

Las diez personas que componen el jurado del juicio, que comenzó el pasado 11 de abril en Fairfax (Virginia, EE.UU), escucharon durante más de cuatro horas nuevos detalles de la tortuosa relación que el matrimonio malogrado de actores mantuvo durante cinco años.

En el litigio, Depp acusa a su exesposa de difamación por un artículo que publicó en el diario The Washington Post en 2018, después de su divorcio, en el que aseguraba haber sufrido "abuso doméstico".

En su turno de palabra, Depp recordó un día en el que, ya separados, acudió a la casa de Los Ángeles que los dos compartían para recoger sus cosas y encontró "restos fecales humanos" en su lado de la cama de matrimonio.

"Era tan raro y tan grotesco que solo pude reír", afirmó el actor, enfundado en un traje gris, mientras se proyectaba una fotografía de las heces.

Heard, también presente en la sala, escuchó en silencio el testimonio de su expareja con una mirada inexpresiva que, en ocasiones, dejaba entrever desaprobación.

Frente a ella, Depp, más agitado que en la primera jornada, describió su versión de varias de las peleas que mantuvo con Heard, a quien describió como una pareja "abusiva" y con la que aseguró que estuvo tantos años por miedo a "fracasar" e incluso a un hipotético suicidio de la actriz.

"Recuerdo muy bien que cuando mi padre se fue, mi madre, Betty Sue, intentó suicidarse por primera vez. Cada vez que la señora Amber decía llorando que no podía vivir sin mí, esa imagen de mis padres venía a mi mente", confesó. 

El actor también ofreció pormenores de la bronca que el matrimonio mantuvo en Australia en 2015 y en la que supuestamente Depp perdió un trozo de dedo. "Miré hacia abajo y me di cuenta de que me había cortado la punta del dedo. Estaba mirando directamente a mis huesos, que sobresalían", afirmó.

Según su relato de los hechos, él acudió a la cocina para servirse una copa de vodka cuando la actriz apareció y lo golpeó con la botella, cortándole el dedo con los cristales.

Las versiones sobre el accidente de 2015, que se conoce desde hace años, han ido variando con diferentes explicaciones, como que Depp se cortó con un cuchillo, se aprisionó con una puerta o, según Heard, se lesionó al golpearse con un teléfono móvil durante un ataque de rabia.

El actor culpa ahora directamente a su exesposa, a quien también acusó de apagar un cigarrillo en su cara e, incluso, de fingir que él le había roto la nariz con un pañuelo manchado de esmalte rojo para simular sangre.

Lea también - "Había sangre por toda la casa": del dedo amputado de Johnny Depp a la defecación de Amber Heard en la cama de ambos

Durante su intervención del martes, Depp afirmó que había emprendido acciones legales por la "responsabilidad de limpiar" su nombre y que su "objetivo es que se conozca la verdad".

"Es muy raro cuando pasas de ser Cenicienta a Quasimodo en menos de un segundo", expresó.

Durante tres años de lucha legal Depp, de 58 años, y Heard, de 35, han compartido detalles sobre la que fue su vida en común y en la que la actriz aseguró, de diversas formas, haber sido víctima de malos tratos.

El actor pide a su expareja 50 millones de dólares por daños y perjuicios.

Por su parte, Heard ha respondido con una contrademanda en la que alega que Depp ha impulsado una campaña de difamación en su contra y le reclama 100 millones de dólares.

Es la primera vez que los dos famosos se enfrentan entre sí ante la justicia: en el juicio celebrado en 2020 en Londres, y que Depp perdió, la actriz acudió en calidad de testigo, ya que la acusación era contra el diario británico The Sun por un artículo que calificaba al actor de "agresor de mujeres".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin