Actualidad

Johnny Depp, acusado de "penetrar a Amber Heard con una botella de licor durante tres días"

"Penetró a Amber Heard con una botella de licor durante los tres días que la retuvo en Australia", afirmó la abogada de la actriz, Elaine Bredehoft, durante la primera sesión del juicio por el que Johnny Depp reclama 100 millones por un delito de difamación, que se está celebrando en la corte de Fairfax (Virginia). Ambos implicados, al igual que sus abogados, saben que es televisado y que van a por todas para convertirlo no solo en un litigio; también en un espectáculo para los más morbosos.

Este martes se celebró el primer día del juicio y no se dieron ni un respiro. Tanto los abogados de Johnny Depp como de Amber Heard saben que es la oportunidad para tener más prestigio y fama mediática.

La abogada de Heard, Elaine Bredehoft, le dijo al jurado: "Él la tenía acorralada contra la barra. Le tiró botellas y botellas y la arrastró por el suelo sobre las que estaban rotas. Después, la golpeó y luego la penetró con una botella de alcohol. Ella seguía con esta exposición de los hechos mientras Depp movía la cabeza como queriendo decir: 'No'".

Como cada uno sabe qué papel juega en esta historia, el portavoz de Depp negó estas afirmaciones rápidamente a través de un comunicado: "Son ficticias y nunca las dijo en público al inicio de proceso de separación. Solo surgieron años después". Se refiere al artículo de opinión que se publicó en 2018 en The Washington Post. En él, sin nombrarle, dijo que había sido víctima de violencia sexual. Después, apuntó que se había subido al carro del Me Too, "un movimiento social serio".

El portavoz del protagonista de The Tourist (2010) recordó también que "ella recurría a la violencia física, le tiraba cosas, lo golpeaba, le decía que era un cobarde, que no era lo suficientemente hombre porque no se quedaba y no peleaba con ella".

Al parecer, según la versión de Depp, ella se negaba a asumir un proceso de divorcio tras un matrimonio breve entre 2015 y 2017. Bredehoft, la representante de ella, seguía con las pilas puestas y dio donde más duele al argumentar que "Depp está lleno de ira, alimentada por el alcohol y las drogas". 

La abogada de Depp, Vázquez, también tenía algo qué decir. Más o menos la calificó como una mujer inestable que confundía el amor con el conflicto y que equiparaba la violencia y la ira con la pasión. Y puso un ejemplo: "Cuando el Sr. Depp y la señorita Heard viajaron juntos, su equipo tuvo que reservar una habitación adicional para él con el fin de que tuviese un lugar adonde ir cuando ella se enfureciese". Es más, un consejero matrimonial de la ex pareja describió a Heard como el "agresor" en la relación.

La protagonista de Aquaman (2018), aseguran los letrados de él, no soportaba la decisión de separarse. Sostienen que el proceso de divorcio fue una batalla y una venganza. Vázquez apuntó que la columna de opinión fue "un acto de crueldad".

Hay que recordar que las incendiarias declaraciones de Heard provocaron que Depp fuese expulsado de la franquicia de Piratas del Caribe y, en cierto modo, se convirtió en un "maldito" en la industria. Al menos eso dice el intérprete. 

Dos de las parejas del protagonista de Ed Wood (1994), Winona Ryder y Vanessa Paradis, se han posicionado al lado de Depp. En el juicio se espera el testimonio de Ellen Barkin, el presidente de Tesla, Elon Musk y los actores James Franco y Paul Bettany.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin