Actualidad

Agustín Pantoja, sobre la venta de 'La Pera': "Solo quería ayudar a mi hermana porque estaba en la cárcel"

La artista sevillana ha concluido su declaración ante el juez, acusada de ser cooperadora necesaria de un presunto delito de insolvencia punible por la venta de La Pera. La tonadillera ha admitido su error confesando que solo trataba de mantener su patrimonio, que ha construido con el trabajo de toda una vida. Después, le ha llegado el turno a su hermano, Agustín Pantoja.

El hermano de la tonadillera estaba citado para contestar a las preguntas de la acusación al ser la persona que tenía plenos poderes sobre las sociedades de Isabel cuando se ejecutó la venta de La Pera, en 2015, momento en el que la madre de Kiko e Isa P estaba en prisión. En la foto superior, Agustín y la artista, a la salida de los juzgados este martes 22 de marzo.

En su intervención Agustín ha insistido en que su intención en todo momento fue "ayudar" a su hermana. "Yo solo quería ayudar porque mi hermana estaba en la cárcel", ha explicado ante el juez como testigo.

Visiblemente nervioso, Agustín ha confirmado que "fue él quien firmó ante notario la venta de la propiedad de La Pera", como apoderado de su hermana porque en ese momento ella estaba en la cárcel. Dijo que el notario le informó "de que era una venta sin remuneración porque estaba destinado a pagar lo que se debía".

"Nadie me informó y no sabía lo lo que era el documento en sí", ha explicado, manteniendo que lo que firmó "fue lo que se le dijo y los dos papeles que le pusieron, sin saber el contenido de lo que estaba firmando". "Me dijeron que estaba todo Ok y que firmara, yo desconocía que había una deuda de 114.000 euros con Panriver", ha confesado.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin