Actualidad

Así es Nasser Al-Khelaifi, el dueño del PSG que quería matar a un empleado del Madrid tras el partido

A diferencia de Benzema, Nasser Al-Khelaifi no vivió este miércoles su mejor noche. El presidente del París Saint-Germain protagonizó un episodio de violencia tras la eliminación de su equipo ante el Real Madrid en los octavos de final de la Liga de Campeones.

Al-Khelaifi bajó desde el palco a la sala habilitada para los equipos invitados al estado Santiago Bernabéu. El multimillonario y dirigente del conjunto parisino, un equipo al que ha llenado de estrellas pero que carece de alma, como dicen los expertos, llegó a la zona dando golpes y gritos y en busca del árbitro. Sin embargo, el magnate se equivocó y entró en el despacho del delegado de campo del Real Madrid, Carlos Mejía Dávila.

"Voy a matarte"

Según testigos, en la zona de vestuarios y del palco del estadio, Al-Khelaifi iba pegando gritos y tuvo que intervenir la seguridad para sujetarle. Es evidente que no había digerido bien la derrota de su equipo ante el Real Madrid. El presidente del PSG provocó un grave incidente tanto en el palco del Santiago Bernabéu como en los vestuarios. El máximo responsable del equipo parisino se fue de la zona habilitada para los dirigentes visitantes en estadio de la Castellana dando gritos y golpes, tal y como explican testigos en la zona. Luego bajó buscando a los colegiados y solo la policía pudo evitar un incidente mayor.

Cronología de un animal con traje y corbata

Al final del partido, el presidente del Paris Saint-Germain salió apresuradamente del palco para bajar al vestuario de los árbitros. Se dirigió a ellos y a todo el que encontraba a su camino con malas formas para recriminarles algo que no le había gustado del encuentro. El presidente del PSG no estaba conforme con la acción del primer gol del Real Madrid, lo mismo que defendían, pero sin violencia, Mauricio Pochettino y sus jugadores.

Pero la verdad es que Karim Benzema le había robado limpiamente la pelota a Gianluigi Donnarumma, y no el falta, como pretendían los de esbirros y empleados de Al-Khelaïfi, quien iba recriminando la acción a todo el mundo, después del pitido final, cuando su equipo ya estaba fuera de la Champions y ya se dirigía a la zona de vestuarios.

Pero más allá de que tuviera o no razón, que nunca se tiene cuando se pierden las formas, el problema es que se confundió y acabó en la sala de Mejía Dávila, delegado de campo del Real Madrid. Bastante alterado, el presidente del PSG, dando golpes, tuvo que ser apartado con dificultades. La Policía tuvo que intervenir ante la presencia también de otros jugadores del conjunto francés. Al-Khelaïfi perdió los papeles, pero le dio igual equivocarse porque mostró su desacuerdo llegando prácticamente a las manos con los árbitros españoles que estaban en la sala.

El máximo responsable del PSG buscó a Danny Makkelie por todas partes, pero no fue capaz de encontrarle. La seguridad del Bernabéu intentó calmarle, pero el millonario catarí (niño mimado de la UEFA al que se permite todo por haber acabado con la Superliga) no atendió a razones. Pochettino también quejaba en rueda de prensa de esta jugada, culpando directamente a los árbitros de esta derrota y no criticando el error de su portero que perdió claramente el balón. Todos se quedaron bastante sorprendidos por esta actitud en el Santiago Bernabéu pero lo cierto es que Al-Khelaifi ya perdió las formas en el partido de ida, tal y como le ha ocurrido en muchas otras ocasiones.

Había cámaras

Había gente de la UEFA viendo lo que hacían Nasser y Leonardo, por lo que podrán dar parte de lo sucedido en los vestuarios del coliseo blanco. No solo la visión de los miembros de la organización lo corroborará, también se estaba grabando un inside Real Madrid, los vídeos que suele subir el club tras un partido explicando junto a los jugadores lo vivido. En ese momento ocurrieron los incidentes.

De hecho, que se estuviera grabando alteró aún más a un Al-Khelaifi al que tuvieron que sostener sus guardaespaldas. "Voy a matarte", llegó a amenazar al empleado del Real Madrid que grababa las imágenes. Según recoge el acta arbitral, tanto el presidente como el director deportivo "mostraron un comportamiento agresivo" e intentaron acceder a la sala de los colegiados.

Como decíamos, no es la primera vez que sucede ya que en esta eliminatoria también trataron de influir en los árbitros. En la ida Al-Khelaifi, junto a Leonardo, bajó al descanso a recriminar a los colegiados por las decisiones arbitrales. En ese encuentro el Real Madrid vio como perdía por sanción a Ferland Mendy y Casemiro para la vuelta. Nasser bin Ghanim Al-Khelaïfi, famoso como Nasser Al-Khelaifi, es uno de los nombres más conocidos en Francia y en Europa entera, al menos en el mundo del fútbol.

¿Quién es la esposa de Nasser Al-Khelaifi?

Nasser Al-Khelaifi, cuya fortuna según Forbes se sitúa por encima de los 8.000 millones de dólares, es además de amante del deporte y empresario un filántropo que recibió elogios del director de la Organización Mundial de la Salud (OMS) por su ayuda durante la crisis del covid.

Nació en una familia de pescadores de perlas, lo que se podría llamar clase media en Catar pero se hizo tenista profesional aunque no pasó del puesto 995 de la ATP. Jugó 43 partidos con Catar y logró participar dos veces en algún torneo de la ATP. Pero el tenis le permitió conocer al emir, con el que entrenaba. La raqueta le permitió establecer contactos al más alto nivel en la elitista y muy rica alta sociedad catarí.

Son conocidos sus inicios como tenista, o su cercana amistad con la familia real catarí pero sobre todo conocemos sus hazañas como empresario deportivo. Dicen que El Khelaifi está casado y que su mujer y sus cuatro hijos viven en Catar. También se ha dicho que su mujer es una representante de jugadores de origen árabe; otros, que es una ex miss y también se cree que en realidad no tiene pareja. Se le ha llegado a atribuir como hija a una actriz de 14 años que habría participado en películas españolas.

Salvo azafatas, presentadoras o entregadoras de premios, nunca ha dicho nada sobre su vida personal y no tiene cuentas conocidas en redes sociales. Nasser, quien ha sido bautizado como el hombre más poderoso del fútbol francés  por L'Équipe, ha sido el niño mimado de la UEFA, que le ha permitido gastar sin límites a pesar de las restricciones que han atado a equipos como el Barcelona. Pero ni fichando a Leo Messi o Mbappé, entre otras gigantescas y carísimas estrellas del futbol, ha conseguido pasar de octavos. Un verdadero desastre para un club de fútbol con ese presupuesto.

El Khelaifi vive en París, a donde llegó como enviado de la familia real catarí para poner en orden su nueva adquisición, el PSG, club de fútbol que en la actualidad cuenta con el mayor número de estrellas. La llegada de Messi tras su salida del Barcelona debería haber convertido al PSG en el equipo invencible. No obstante, a la primera de cambio, el Madrid le ha bajado del pedestal con tres goles de Benzema.

Cuando terminó su carrera tenística, en 2003, el príncipe catarí le encargó que se ocupara del Qatar Investment Authority, un fondo de inversiones del reino árabe, uno de los más potentes del mundo. Su conocimiento del mundo del deporte desde dentro y su savoir faire ayudaron.

Cinco años después fue nombrado presidente de la Federación Catarí de Tenis y vicepresidente de la Federación Asiática, cargos que mantiene en la actualidad. En 2011, el fondo adquiría el Paris Saint Germain y colocaba a El Khelaifi al frente.

Cuando en 2013, el entonces emir de Catar renunció al trono en favor de su hijo, Al-Thani, al presidente del PSG le fue aún mejor. El hermano del emir, Khalifah Bin Hamad Al-Thani, fue quien anunció el fichaje de Leo Messi el pasado 7 de agosto. El Khelaifi además es presidente de BeIn Media, la cadena deportiva dependiente de Al Jazeera. Además, en 2016 el grupo catarí compró Miramax, la productora cinematográfica que perteneció a Harvey Weinstein y su hermano.

comentarios3WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 3

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

POR UN MUNDO MEJOR
A Favor
En Contra

HABRÍA QUE ARRASAR CON ARMAS NUCLEARES TODO EL ISLAM

DESDE MA RRUECOS HASTA MA LASIA

HASTA REDUCIRLO TODO A ARENA

Puntuación 14
#1
Luisito
A Favor
En Contra

Tendrían que haber ido los antidisturbios y haberle dado un guantazo en todo el hocico y luego detenido a los calabozos de la plaza de Castilla.

Puntuación 17
#2
Usuario validado en elEconomista.es
aviamquepasa
A Favor
En Contra

No se que se le ha perdido en el PSG, siempre sera para ellos un extranjero despistado, uno para aprovecharse

Puntuación 8
#3