Actualidad

Las dos caras de la reina Sofía: sonriente en el CSIC, compungida en Zarzuela

La emérita ha reaparecido en público tras el escándalo de la separación entre su hija, la infanta Cristina, e Iñaki Urdangarin. Ha sido este lunes en el laboratorio de Parasitología Molecular de Vicente Larraga, donde ha ofrecido el apoyo de su fundación para desarrollar una vacuna contra la Covid. La reina Sofía se ha mostrado relajada y sonriente, una cara muy distinta a la que había mostrado unos minutos antes, a las puertas de Zarzuela.

Según Joaquín Prat, la esposa de don Juan Carlos ha abandonado su residencia rumbo a su cita de este lunes visiblemente compungida. Todo apunta a que sigue muy afectada por la separación de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin y, sobre todo, la manera en la que se han desarrollado los hechos. La existencia de una tercera persona, Ainhoa Armentia, y sus románticas imágenes en una playa cercana a Bidart rompieron el corazón a la reina, que no pudo reprimir las lágrimas cuando su hija le adelantó la noticia.

Lea también: El llanto de la reina Sofía al enterarse de que su yerno Urdangarin es infiel a su hija Cristina

Sin embargo, la madre de Felipe VI ha hecho de tripas corazón este lunes para cumplir con sus requisitos y ha mostrado su cara más amable en el laboratorio de Parasitología Molecular de Vicente Larraga, investigador principal del proyecto que desarrolla una vacuna con tecnología de ADN sintético contra el SARS-CoV-2. La reina Sofía ha expresado su deseo de colaborar a través de su fundación con un proyecto del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), que desarrolla una vacuna contra el SARS-CoV-2 adaptable a nuevas cepas y que no precisa frío para su conservación.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments