Actualidad

Gento tenía otra hija y sus herederos tendrán que repartir con ella el legado del futbolista

Tres días después del fallecimiento de Paco Gento, la mítica estrella del Real Madrid, de 88 años, los tribunales han dictaminado que Paquita España es su hija legítima, como ya hemos adelantado. Una larga batalla judicial que gana la primogénita del jugador, quien nunca quiso conocerla, como tampoco lo hicieron sus hijos menores, Francisco y Julio, nacidos de su matrimonio con Mari Luz Real, su esposa de toda la vida.

Lea también - Paquita España ya es hija oficial de Paco Gento: "Mi padre se ha muerto con tal de no conocer la sentencia a mi favor"

El abogado de Paquita España, Fernando Osuna, intentó negociar un acuerdo con Gento y su familia antes de poner la demanda de paternidad, con el fin de ahorrar publicidad y evitarles un escándalo social, pero no aceptaron y el caso pasó al Juzgado. Las pruebas de paternidad, buscando el ADN de los Gento, fueron hechas con colillas y restos de vasos a Gento y sus hijos. El laboratorio no dejó lugar a dudas: eran de la misma familia que Paquita.

La historia extramatrimonial del mítico galáctico empezó en los años 50, cuando Gento ya era jugador del Real Madrid y mantuvo una relación de ocho años con la bailarina Francisca España, a la que abandonó por otra mujer cuando Francisca esperaba un hijo suyo. Una niña, Paquita, por la que su padre jamás se interesó. No fue fácil para Francisca España sobrevivir en una época en la que ser artista y madre soltera no estaban bien visto en la 'buena sociedad'. Ella nunca pidió nada y fue su nieto David quien inició el proceso por el que reclamaba los apellidos que le corresponderían a su madre.

Gento no se presentó a las tres citaciones que se le hicieron para practicarle las pruebas de ADN. El nieto de Francisca tuvo entonces que recurrir a abogados y detectives para proseguir la demanda, ganada este viernes 21 de enero a las 11 de la mañana, al emitirse la sentencia que probaba la paternidad. Al nieto de la antigua bailarina le han costado estos trámites más de 40.000 euros.

Paquita reclamaba los apellidos que le corresponden, pero Gento deja también una buena herencia, ya que además de la fortuna que hizo como jugador ejerció de Presidente de Honor del Real Madrid, un puesto por el que el club le daba una cantidad importante.

Fernando Osuna respetará durante un tiempo el luto de la viuda y los hijos de Gento, pero empezará después la batalla por la herencia del jugador. No hay posibilidad de que se nieguen a repartir los bienes. Es una cuestión de aritmética legal. A Paquita, como heredera forzosa, le corresponde la legítima, tercera parte del 33% de los bienes del difunto. Y si Gento no hubiera hecho testamento, tendría entonces derecho a una mayor cantidad, a repartir con sus dos hermanos.

De todas formas, antes de emprender un nuevo pleito, el abogado de Paquita y su hijo intentarán llegar a un acuerdo con los otros herederos de Gento. No tienen más remedio que aceptar que Paquita es su hermana mayor, con todas las consecuencias.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

io
A Favor
En Contra

Una lástima que cuando metemos la pata no seamos capaces de reconocerlo. Los hijos que vienen al mundo no tienen la culpa de las indiscreciones de los padres.

Puntuación 4
#1