Actualidad

La verdad sobre las "peleíllas tontas" de Enrique Ponce y Ana Soria y la gira americana del diestro

Hace unos días se especuló con una posible crisis entre Enrique Ponce (50) y Ana Soria (23). Comentaron que el torero estaba aburrido de su rutina con la joven almeriense. También que la futura abogada estaba cansada de no ver una boda en el horizonte.

Lea también - Así celebró Enrique Ponce su 50 cumpleaños: zapatos para Ana Soria y tarta con los suegros

Sin embargo, fuentes cercanas han desmentido esta crisis a ABC: "No hay crisis ni ruptura y sostienen que las informaciones son filtraciones interesadas, cantos de sirenas que llegan del pasado", escribe Saúl Ortiz.

El Español también añade que el de Chiva está "encantado" con su día a día en Almería. Entre los dos tan solo se han dado "peleíllas tontas" como en cualquier otro noviazgo. Nada que, de momento, pueda desencadenar una crisis irreparable. "Creen ambos que éstas son informaciones interesadas, filtradas únicamente con el ánimo de hacer daño y destruir una historia que, día a día, se va consolidando y acallando voces", explican. 

Una fuente del todo fiable también contó hace unos meses a Informalia que el diestro "vive momentos de gran felicidad" con la estudiante. Lo mejor que pudieron hacer fue "alejarse del panorama mediático", nos aseguraron. "Así están más tranquilos y pueden llevar su relación sin sobresaltos". Hay que recordar que a mediados de 2021 ambos tomaron la decisión de cerrar sus redes sociales para vivir su amor en la intimidad de la pareja.

Por otro lado, las mismas fuentes también desmienten el posible regreso de Enrique a los ruedos con una gira americana. Al menos "por el momento". Esta decisión tranquiliza a Ana, ya que la joven no vería con buenos ojos que su chico se pusiera el traje de luces de nuevo. Ponce, que cumplió el medio siglo el pasado 8 de diciembre y está retirado desde junio de 2021, sí trabaja en el lanzamiento de su álbum musical

La relación entre los dos trascendió en verano de 2020, a los pocos días de que saliera a la luz la separación del diestro y Paloma Cuevas (49). En aquellos primeros meses, sus románticos paseos en yate primaron en las revistas de la prensa del cuore. También exhibían con frecuencia su amor en las redes sociales. 

Lea también - Enrique Ponce quiere ganar dinero y volverá a los ruedos en 2022: ¿está Ana Soria disgustada?

Sin embargo, la estudiante todavía no está integrada del todo en la vida del torero, ya que ni tan siquiera conoce a Palomita (13) y Bianca (10), las hijas de Enrique y Paloma. Hay que recordar que no acudió a la comunión de la menor, celebrada el pasado mes de septiembre en Cetrina, la finca de Jaén que pusieron a la venta tras el divorcio.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments