Actualidad

Las Campos, así ha sido uno de los años más complicados para uno de los clanes más conocidos

Las Campos es el ejemplo de que por más que se intente crear interés mediático, sino estás hecho de esa pasta, no lo conseguirás. Ellas, queriéndolo o no han conseguido ser el epicentro de muchas de las polémicas de televisión -en cuanto a prensa social se refiere- este año, así como el pasado y anteriores...

Por un lado tenemos a la matriarca del clan, María Teresa Campos, que en sus últimas apariciones televisivas hemos visto como ha mostrado su peor cara, la más simpática o cómo ha intentado salir a flote con un programa que no consiguió pasar del primer día. Hablamos de 'La Campos móvil', un formato que pintaba demasiado bien, pero quizás el horario de su emisión no fue el correcto.

Bajo el ala de la más grande comunicadora tenemos a Terelu Campos, una profesional de los pies a la cabeza que se deja la piel -y el alma- en todos los platós de televisión que pisa y sin duda, a pesar de todos los sinsabores que ha podido tener este año, es la que mejor ha salido parada -laboralmente hablando-.

La hija mayor de María Teresa Campos ha estado de colaboradora en 'Viva la vida', hemos visto cómo participaba en 'La última cena de Sálvame', también como comentarista en realities de la cadena... Sin duda, Terelu ha encontrado su zona de confort -lejos del programa que llena las tardes- en televisión.

Sin embargo, Carmen Borrego se muestra como la vencedora... y lo cierto es que en cuanto a minutos en pantalla lo es, gracias al cambio que hizo hace unos meses al dejar 'Viva la vida' y volver a 'Sálvame Diario'. Eso sí, la jugada le puede salir bastante cara debido a que han sido muchos los enfrentamientos que ha tenido con su hermana y sobrina por las declaraciones que ha hecho desde su nuevo formato.

Las Campos deberían ser eternas en televisión, cada una de ellas debería colaborar en un programa ya que el contenido que nos aportan es de lo más entretenido y sin duda es el reflejo de cómo ha cambiado la televisión en los últimos años. Eso sí, quizás solo Terelu Campos sea consciente de que el precio a pagar por ello es que esa intimidad que tanto le ha costado proteger durante toda su carrera profesional se vea expuesta día, tarde y noche.

Sea como sea, las Campos siguen ocupando la parrilla televisiva. María Teresa Campos vendió su casa y vive feliz, tranquila y alejada del foco mediático. Terelu ha encontrado su sitio en los programas de televisión -aunque siempre le quedará la sombra de volver a presentar- y Carmen Borrego se muestra como el nuevo descubrimiento... ¿qué más le pueden pedir al 2022?

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin