Actualidad

Las Navidades gatunas de Isabel Pantoja y el Rasputín de Cantora

Una tonadillera deprimida, un hermano a lo Rasputín y una familia de gatos serán los protagonistas únicos de las Navidades de Cantora. Isabel Pantoja no quiere más compañía esta Nochebuena, la más triste de su vida tras la reciente muerte de su madre. Está hundida y sin ganas de festejos navideños.

Lea también - Exclusiva: Isabel Pantoja tiene otra oferta de Paolo Vasile pero también la amenaza de tres años de cárcel

Con su hijo Kiko Rivera ni se habla, ni se escribe ni tiene la menor relación. Su hija Isa Pantoja ya ha confirmado que estas fiestas las pasará con su novio Asraf Beno, y sin su hijo Albertito, que estará en casa de su padre, Alberto Isla, hasta final de año. Y la incondicional sobrina Anabel dividirá su tiempo entre su madre y su marido Omar Montes.

Los gatos finqueros que habitan Cantora, y con los que Isabel, dicen, suele hablar a escondidas, serán mudos invitados en la noche del 24 de diciembre y en la mañana del 25. El resto de amistades de la cantante, aquellos que celebraban con ella, a base de cánticos flamencos y guisos sabrosos, las Navidades, han ido desapareciendo de escena en estos últimos años.

Lea también - Isabel Pantoja, más recuperada, pone fecha a su vuelta a los escenarios: "Retomamos la vida"

En el olvido quedan Falete, las Mellis, Raquel Bollo, Luis Rollán o Chelo García-Cortés. Es como si Pantoja hubiera querido borrar de su vida aquel pasado.

Solo le queda su fiel hermano Agustín, el incondicional de toda la vida, el Rasputín de la familia, la mano que mece la vida de Isabel. Ese sí que es incombustible.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments