Actualidad

Antonio David Flores se marca un 'Rociíto' para desmantelar a La Fábrica de la Tele: "A Jorge Javier hay que bailarle el agua y Fidel es su mano negra"

Sentado solo frente a una cámara y respondiendo a las preguntas de una mujer oculta. Así se ha presentando Antonio David Flores en su nuevo vídeo de Youtube, que titula 'La gran mentira de La fábrica de la tele', y en el que trata de desmantelar los tejemanejes de la productora a la que le ganó el juicio por despido improcedente: "Son una máquina de picar carne".

El ex de Rocío Carrasco se ha montado su propio documental y desgranará, en varios capítulos, cómo funciona la productora de Sálvame, a los que acusa de "ridículos": "Me acusaron a mí de grabar conversaciones privadas con los directores cuando ellos lo graban absolutamente todo lo que ocurre en el programa, desde que te colocan el micro hasta que acaba el programa, algo completamente ilegal, yo no tenía firmado en mi contrato que pudieran hacer eso".

"Son mentes diabólicas y perversas"

Se remonta al 2017, cuando la demanda de Rocío Carrasco por presuntos malos tratos lo aparta de la televisión. Después de tres años de instrucción y a falta de imputación ni pruebas, Zeppelin lo llama para ir a Gran Hermano: "Desde finales de 2019, que yo empiezo a trabajar en Sálvame, hasta el 2020, ya estaban preparando el documental, pretendían denostar mi imagen para cuando llegara el documental. Óscar Cornejo declaró en el juicio que ahí tuvo las primeras conversaciones con Rocío y Fidel para empezar a diseñar el documental". Y habla de una 'mano negra': "Ellos dijeron que había una mano negra detrás de mí, pero la mano negra eran ellos, intentaron ridiculizarme y hacerme pensar que había gente que quería hacerme mal, y Fidel formaba parte de esa mano. Karmele lo contó, que él le filtraba informaciones sobre mí". Y añade: "Son mentes diabólicas, perversas".

Lea también - Antonio David Flores acorrala a María Patiño y anuncia medidas legales: "Mentís para hacerme daño"

El ex guardia civil también recuerda a Mila Ximénez: "Fue mi bastón en el reality y fue ella la que me dijo que volvería a trabajar en Telecinco. Yo no la creía, pero ella era muy grande y lo sabía". Asegura que, a su salida de la casa, lo recibieron con los brazos abiertos y le dijeron que era una injusticia todo lo que había pasado. "Oscar Cornejo y Adrián Madrid son la 'cúpula', los jefes. No he tenido mucho contacto con el primero, algo más con el segundo, pero los dos tenían buen trato conmigo. Cuando les das audiencia, bajan para hablar contigo y felicitarte. Hubo un cambio drástico en su comportamiento hacia a mí y es que, de repente, evitaron hablarme o encontrarse conmigo. Cuando estaban en plató bajaban la mirada, apartaban la cara, me rehuían... Yo no entendí el porqué entonces, ahora lo sé. Su actitud fue muy cobarde".

"A Jorge Javier Vázquez hay que bailarle el agua"

Continúa desvelando cómo funciona la productora: "Es una estructura piramidal y no pasa nada sin que ellos lo sepan. Está todo orquestado y todo tiene un porqué, ellos guionizan el final antes de que llegue". Y habla del poder de los presentadores: "Si te llevas bien con ellos te dan más turnos de palabras, si tienes alguna rencilla olvídate. Con Paz Padilla me llevo muy bien, tiene un par de cojones y no se vende a nadie; con Carlota Corredera tenía buena relación, hablábamos en los cortes de publicidad y era un trato estrecho, de compañeros". El peor parado ha sido Jorge Javier: "Hay que bailarle el agua sí o sí, de lo contrario tendrás la menor presencia posible e intenta acorralarte. He tenido mis más y mis menos porque no todo el mundo tiene la valentía de encararse con él. Yo le reivindicaba mi profesionalidad y mi bagaje, pero él solo me daba la palabra para hablar de mis temas personales. Fue una guerra con él".

Antonio David les acusa de querer enfrentarlos a todos: "Lo que quieren es que peleemos y nos matemos. Atacan al que lleva noticias y exclusivas y lo ponen en el punto de mira. Yo entré en su juego para que me aceptaran, pero me equivoqué". Cree que ellos lo pusieron en la palestra para ridiculizarlo después y que el documental tuviera mayor impacto: "Hicieron un espectáculo con mi despido, me defenestraron, pero no sospeché que el objetivo de la bomba que estaban preparando fuera yo. Me parece la mayor aberración que pueden hacer a una persona que trabaja en un medio público, me parece bochornoso. Cuando me di cuenta de lo que habían hecho... no podía creerlo. Me engañaron, me utilizaron, me tocaron las palmas para llevarme a la plaza del pueblo y colgarme delante de todos".

"No tienen alma ni corazón, solo les importa el dinero"

Habla de Rocío Carrasco: "Después de 20 años de hemeroteca, de las denuncias que ella les ha puesto, de las veces que levantó el teléfono para censurar temas... ¿De verdad le pagaron dinero por esto? ¿Por decir mentiras? ¿Son tan mercenarios de pagar dinero para darle la vuelta a una historia que no tiene vuelta? Y por supuesto, la decepción de haber perdido el tiempo, el esfuerzo, la pelea por que se reconociera mi trabajo, los problemas familiares que me suponía trabajar ahí... Todo se lo pasaron por el forro por ganar dinero. Jamás me había ocurrido algo así con una productora, y en 20 años he trabajado con casi todas". Y añade dolido: "La cúpula de La Fábrica de la Tele no tiene corazón ni alma. Les importa engordar su cuenta corriente y si eso supone destruir familias o personas les da igual, lo destruyen todo por dinero".

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

dinero, alma y otros
A Favor
En Contra

Que solo les importa el dinero está claro.

Que no tienen alma ni corazón está claro.

Que Fidel es la mono que lo mueve to está clarisssimooo.

Puntuación 1
#1