Actualidad

Juan Carlos I y el primer marido de Corinna: el monarca le pagó 145.458 euros desde una 'offshore'

Se han escrito ríos de tinta sobre la relación del rey Juan Carlos y Corinna Larsen. En algunas ocasiones, también se ha hablado de la buena relación de amistad que mantenía el monarca con el primer marido de la alemana, el magnate de transporte Philip Adkins, que incluso también estuvo presente en la famosa cacería de Botsuana de 2012, que cambió el rumbo de la historia del rey.

Lea tambiénLa infanta Elena, en el punto de mira por el uso de una 'offshore' para recibir dinero del rey Juan Carlos

Ok Diario desvela este viernes nuevas informaciones al respecto, asegurando que el padre de Felipe VI pagó desde una sociedad 'offshore' 145.458 euros a Adkins para amortizar jets y hoteles. Este dinero, aseguran, llegó a través de cinco transferencias. 

Este medio ha tenido acceso a los papeles secretos del sumario P14783/2018 de Ginebra, que indican que esta cantidad procedía de una cuenta de la Fundación Zagatka e iba a parar a Fathomless Advisory Services Limited, que tenía como beneficiario al financiero. 

Lea tambiénPapeles de Pandora: Corinna y Sanginés-Krause, amigos de don Juan Carlos, compartieron una sociedad en las Seychelles

Esta última sociedad fue fundada en Hong Kong el 28 de marzo de 2014, curiosamente tan solo unos meses antes de la primera transferencia del rey, de acuerdo a la misma información. En Zagatka figura como único titular Álvaro de Orleans, primo del emérito. Esta fundación, según fuentes judiciales suizas, habría servido de tapadera para ocultar dinero de don Juan Carlos en el extranjero.

Philip Adkins y la cacería de Botsuana 

La exprincesa alemana se casó en 1990 con su primer marido, el magnate del transporte y financiero Philip Adkins. Ella tenía 25 años por aquel entonces. Dos años después, nació su hija, Anastasia, que actualmente ronda los 30 años y vive en Estados Unidos.

La relación entre ambos terminó al año de la llegada de Anastasia, en 1993, y no sería hasta el año 2000 cuando Corinna contrajo un nuevo matrimonio con el príncipe alemán Casimir zu Sayn-Wittgenstein-Sayn. Fruto de su relación nació Alexander, que tiene 18 años. Un año antes de firmar su divorcio de Casimir, Corinna conoció a don Juan Carlos cazando en uno coto castellano.

Ella seguía manteniendo contacto con su primer marido, hasta el punto de que el emérito también le conoció e hizo buenas migas con él. Tanto es así que también estuvo presente, según aseguró Corinna en un escrito notarial, en la famosa cacería de Botsuana de 2012: "Seguíamos siendo amigos y el Rey Emérito se había convertido en alguien importante en la vida de mi hijo. El viaje se nos presentó como un regalo para mi hijo, que no había estado en un safari antes. Viajé con él para supervisarle y a petición expresa del Rey Emérito. Mi ex marido, Phillip Adkins, quien se había hecho muy amigo del Rey Emérito, también viajó con nosotros".

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments