Actualidad

El relato completo sobre el disparo de Alec Baldwin que acabó con la vida de una compañera

La investigación sobre tragedia que ha conmocionado a Hollywood sigue abierta. La Oficina del Sheriff del condado de Santa Fe (Nuevo México) publica una declaración jurada que ofrece el relato completo sobre cómo Halyna Hutchins murió tras recibir un disparo por parte del actor Alec Baldwin mientras rodaban una de las escenas de la película Rust.

El pasado 21 de octubre, Baldwin mató a la directora de fotografía del film que estaba rodando al disparar una pistola de atrezzo, que debía estar cargada con balas de fogueo y no reales. En el suceso también fue herido de gravedad Joel Souza, director del western, que fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos del centro médico Christus St. Vincent en las inmediaciones de Santa Fe.

Lea también: Alec Baldwin, roto y con ayuda psicológica después de matar por accidente a una compañera

Tal y como recoge The New York Times, las autoridades recopilaron este domingo la declaración jurada para poder obtener una orden de registro del lugar donde se había montado el set de rodaje. Dicha declaración recoge el relato completo del director del largometraje, que describe cómo ocurrió la tragedia.

Según indica el citado medio, Baldwin, que interpreta a un forajido que trata de proteger a su nieto después de que acabe con la vida de un ranchero local, estaba ensayando en el set una escena en la que apuntaba directamente con la pistola a cámara tras dibujar una cruz en el aire con el arma. Durante la escena se comunicó que se trataba de una 'pistola fría', un término que indica dentro de la jerga cinematográfica que es un artefacto seguro para su manipulación.

Continuando con el testimonio, Joel Souza declaró a las autoridades policiales que no estaba seguro de que el arma se hubiera revisado de nuevo justo antes de que se retomara la grabación tras parar para comer, donde el equipo involucrado en la producción se desplazó a otra zona fuera de la localización.

Tras la pausa para comer, se empezó a rodar de nuevo. En la escena, Baldwin estaba sentado en un banco de madera cercano a la iglesia de la escena y explicaba al equipo cómo iba a sacar el arma. Al desenfundarla, la pistola se disparó mientras el equipo estaba recolocando la cámara para evitar una sombra que no debía estar en el plano.

Halyna Hutchins

Según recoge la declaración, antes del incidente, el ayudante de dirección Dave Halls cogió la pistola de una bandeja gris de dos niveles que había colocado en ese lugar la armera Gutiérrez-Reed para entregársela a Baldwin, anunciando que se trataba de un arma descargada.

Tras el disparo, el director vio a Halyna echarse las manos al abdomen y empezar a tambalearse, y seguidamente se dio cuenta de que él también estaba sangrando por el hombro derecho. La directora de fotografía moría ese mismo jueves a causa de la bala recibida en la zona del pecho.

Souza expresó en la declaración que nunca debería haber munición real cerca o alrededor de una escena.

Joel Souza

En declaraciones recogidas también por la Oficina del Sheriff de Santa Fe, el cámara Reid Russel, que manipulaba la misma con Hutchins y Souza a su lado, testificó que al volver a la localización tras la pausa para comer se ausentó durante cinco minutos del set, por lo que no podía confirmar que el arma utilizada en la escena se hubiese revisado antes de grabar, pues cuando volvió se estaba preparando todo para decir acción y el equipo ya estaba en posición. Además, Russel expresó que Baldwin había sido "muy cuidadoso" con el arma durante el rodaje, asegurándose siempre que no hubiera un niño cerca cuando estaba disparando con el revólver.

Aunque el accidente no quedó grabado en imágenes porque el equipo aún se estaba preparando, el cámara declaró recordar a "Joel Souza manchado de sangre y a Halyna Hutchings hablando y diciendo que no podía sentir las piernas".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin