Actualidad

Susanna Griso dice que la vida le sonríe, "que ya es mucho": ¿Joaquín Güell es el responsable de su felicidad?

Susanna Griso acudió este miércoles al Hotel Palace de Madrid, donde ejerció de maestra de ceremonias de la presentación de libro 'Moncloa. Iván Redondo, la política o el arte de lo que no se ve', del escritor Toni Bolaño. La presentadora dio algún detalle acerca de cómo se encuentra sentimentalmente. Sus palabras no dejan de llamar la atención porque en estos momentos podría tener un amigo especial. 

 "Me sonríe la vida, que ya es mucho", respondió, cuando los compañeros de Europapress le preguntaron acerca del momento personal que atraviesa. "No me quejo", añadió.

Hay que recordar que el pasado 6 de octubre la revista Hola difundió las primeras imágenes de la presentadora con el ex marido de Cayetana Álvarez de Toledo, el financiero Joaquín Güell, por Madrid. Los rumores de una posible relación entre los dos afloraron este verano cuando comenzó a ser habitual verles juntos en comidas y otras reuniones con su círculo cercano.

Güell, que estudió en los mejores centros del mundo como Harvard y Sciences Po, y es heredero de una de las familias más importantes en Cataluña, es inversor financiero tras pasar por banquero de inversión y directivo de medios de comunicación.

Con Álvarez de Toledo comparte dos hijas: "Las familias siempre perduran y no creo que un matrimonio que dure más de 10 años y que haya dado momentos maravillosos, hijos, casas, ambientes y amistades pueda decirse que ha fracasado", confesó en ABC en 2019. Joaquín y Cayetana se divorciaron a principios de 2018 tras 17 años juntos. La ex portavoz del PP rehízo su vida al lado del columnista Arcadi Espada, uno de los fundadores de Ciudadanos.

Joaco, como así le conocen sus amigos, tiene afinidades con Griso. Ambos nacieron en Cataluña, son divorciados, tienen amigos en común y están plenamente entregados a sus respectivos hijos. La estrella de Atresmedia tiene con Torras a Mireia de 14 años, a Jan de 17, y a la pequeña Dorcette, una niña de origen africano de 6 años a la que adoptaron en 2018.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin