Actualidad

Los ataúdes con lazos rosas de 'El juego del calamar' triunfan en el sector funerario

  • El modelo acapara la atención de los visitantes de Funermostra

El fenómeno de El juego del calamar es imparable. La serie coreana de Netflix continúa arrasando en todo el mundo y, según ha informado la plataforma ya ha sido visionada (al menos una parte de ella) desde 142 millones de cuentas. Por eso, todo lo que rodea a la ficción se ha convertido en tendencia.

Un claro ejemplo ha sido el gran aumento de las ventas que ha experimentado las clásicas slip-on de Vans, modelo muy similar al que llevan los jugadores en las pruebas. También se han convertido en objeto de deseo los chándales de color verde y los monos rojos de los obreros como disfraces ideales para Halloween.

Pues bien, lo último de El juego del calamar en ponerse de moda son los característicos ataúdes con lazos rosas que usa la organización de este macabro concurso para llevarse los cadáveres para incinerarlos en los hornos crematorios.

De hecho, este tipo de ataúd está siendo uno de los que más está acaparando la atención de los visitantes de la decimosexta edición de Funermostra, Feria Internacional de Productos y Servicios Funerarios de Valencia. Se trata de la gran convocatoria profesional a todo lo relativo al sector funerario. 

Así es Funermostra, la feria sobre el sector funerario

En total, más de 10.000 metros cuadrados y cerca de un centenar de expositores entre empresas, marcas e instituciones que han presentados sus productos y soluciones innovadoras para el sector.

Lea también: Arturo Pérez-Reverte también está viendo 'El juego del calamar': su opinión y la advertencia que lanza

"Estamos satisfechos con la afluencia de profesionales del sector que han venido a ver el escenario del cambio", ha destacado el presidente de Funermostra, José Vicente Aparicio, en declaraciones a Efe, quien también ha subrayado la evolución de este gremio hacia conceptos más verdes y sostenibles que prevén marcar la auténtica tendencia del futuro en el sector.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin