Actualidad

Irene Rosales, harta de que la llamen "cornuda", estalla y defiende a Kiko Rivera tras los nuevos rumores de infidelidad

Irene Rosales no duda ni un segundo de su marido, Kiko Rivera, tras los nuevos rumores de infidelidad. La mujer del DJ ha entrado en Sálvame furiosa para desmentir las informaciones de su supuesto escarceo en Matalascañas y dejar claro que confía en la fidelidad del padre de sus dos hijas.

Lea también - Exclusiva: Kiko Rivera traiciona a su madre: ya ha vendido la exclusiva de su próximo encuentro por 30.000 euros

Este miércoles, un testigo aseguró que Kiko se lo estaba pasando muy bien con una chica en una fiesta. Dio información del encuentro que presuntamente mantuvieron y aseguró que, incluso, tenía material para demostrarlo.

Irene ahora lo niega de forma rotunda, alegando que su marido tan solo se tomó una copa con sus amigos tras terminar de trabajar: "Con Kiko está todo perfecto, lo que están sacando me parece absurdo. El chico que ha salido hablando tendrá su denuncia. Todos los testigos van a estar denunciando por decir mentiras", ha explicado. 

Pese a su historial, la ex colaboradora de televisión confía en él plenamente  y dice que no necesita escuchar a los testigos: "Entiendo que mi marido ha podido cometer fallos en nuestra relación. Pero mi marido lo único que ha hecho es ir a un hotel, ha cenado, se ha tomado una copa tranquilo. Había una chica, la conozco, es la novia del dueño y no hay ningún tipo de problema (...) Se fue con sus compañeros y no hay ningún tipo de problema. ¿Tenéis la prueba de que se ha ido a la habitación con esa chica? Si la tenéis me callo la boca", ha añadido, en tono desafiante.

Por todo esto, piensa que el programa está traspasando ciertos límites una vez más: "No hay que sacar las cosas de contexto. El daño no me lo hacéis, lo único es que todo se acumula y tengo la prensa en casa, mis hijas también lo escuchan, cuando mi marido no ha hecho nada. Todo tiene un límite, que tengáis que hacer un cebo llamándome a mí cornuda... Eso es pasar los límites como persona". Así las cosas, ha negado incluso el nombre con el que se dirigen a la susodicha: "Para empezar esta chica no se llama Laura".

Lea también - Kiko Rivera, ¿de nuevo infiel a Irene Rosales?: "tocamientos y caricias" a su nueva "musa" en un fiestón

Después, ha vuelto a dejar claro que confía plenamente en Kiko tras la seria conversación que mantuvieron hace unos meses, en la que le dejó claro que no le iba a perdonar un desliz más: "Estoy segura porque si estoy con mi marido es porque estoy segura al 100% de él. Yo ya puse un límite y tuve las conversaciones que tuve que tener con mi marido. No voy a permitir que se digan mentiras. (...) Lo normal es que mi marido pueda salir con sus amigos libremente. Nosotros tenemos una buena comunicación. ¿Por qué tiene que dar explicaciones si ha salido a tomarse una copa?".

En este sentido, ha asegurado que no le hace falta ni hablar con su marido para pedirle explicaciones por lo que cuentan en la tele: "Yo no voy a entrar en esto. No tengo que escuchar ningún testimonio, no he tenido que escuchar ni la versión de mi marido. No estoy mal con mi marido, no estoy mal. En las relaciones... que cada uno nos deje vivir como nos de la gana", ha sentenciado.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.