Actualidad

Pablo Iglesias, el cocinillas del marquesado de Galapagar

Es su afición más personal, la que muy pocos conocían. Pablo Iglesias, dicen, es un apasionado de la cocina, se mete entre fogones casi todos los días en su casa, y más ahora que su abandono de la política le deja más tiempo libre.

En el marquesado de Galapagar, título otorgado por sus vecinos a los Iglesias-Montero, el ex vicepresidente del Gobierno es el cocinillas oficial. Porque Irene pasa más tiempo trabajando en su despacho del Ministerio de Igualdad que en el domicilio familiar. Eso sí, Montero es la mejor pinche de su novio los fines de semana. Los dos se ponen el delantal y suelen invitar a sus amigos más cercanos a sus almuerzos caseros. Parece ser que su especialidad son los arroces y los guisos de cuchara.

Iglesias ha sido tentado por sus antiguos compañeros de Unidas Podemos para que vuelva al escenario político, habida cuenta de que la formación no sale bien parada en las últimas encuestas. El regreso del tertuliano radiofónico sería un aliciente para recuperar votantes. Pero, que se sepa, Pablo no tiene intención de dar un sí por respuesta. El último rumor apunta a que quiere entrar en el universo de la producción televisiva de series.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin