Actualidad

Carolina y Alberto de Mónaco se van de 'fiesta' con Sharon Stone: así de felices posan sin Charlene

Alberto de Mónaco presidió este jueves la quinta Gala de la Salud Planetaria del Principado. Lo hizo muy bien acompañado por su hermana Carolina, que acudió en representación de sus hijas. Allí se codearon con la mismísima Sharon Stone, la gran invitada de honor. Charlene, mientras tanto, continúa en Sudáfrica recuperándose de la infección que arrastra.

Lea también - Alberto de Mónaco estalla tras los rumores de crisis y divorcio: "¡Charlene no se fue de Mónaco por una rabieta!"

La protagonista de Instinto Básico, que recibió el premio Lifetime Achievement por su compromiso social, lució un espectacular vestido Dolce&Gabanna, de color morado, largo y con falda abullonada. En cuanto a joyas, la estrella de Hollywood se decantó por unos pendientes de oro blanco y un anillo, también de oro blanco, de Alta Joyería de Chopard.

Carolina de Mónaco, fiel a Chanel, tampoco decepcionó con su elección. Apostó por un vestido largo con falda a dos capas, que pertenece a la colección Alta Costura Primavera / Verano 2021. El diseño tiene cuello redondo, escote de pico y manga francesa. Es de color oscuro con tonalidades frías que le aportan un ligero toque de fantasía. Llamaron especialmente la atención sus mechas grises, muy de moda entre famosas y anónimas.

Lea también - Charlene de Mónaco: el comunicado que aclara su desmayo y su estado de salud

El príncipe, vestido con traje y pajarita, posó en el photocall muy bien acompañado por las dos. Incluso Stone demostró tener una gran complicidad con él agarrándole el brazo izquierdo. También posó con sus sobrinos Andrea Casiraghi (primogénito de Carolina) y Pauline Ducruet (hija de Estefanía), que acudió muy bien acompañada por su novio Maxime Giaccardi. También acudieron el hermano pequeño de Charlene, Gareth Wittstock y su mujer, Roisin Gavin.

Charlene continúa en Sudáfrica recuperándose de la infección que arrastra y por la que ha tenido que ser operada en varias ocasiones. A través de posados y declaraciones a los medios, el príncipe se encargó de desmentir los rumores de una gran crisis entre los dos: "¡No se fue de Mónaco por una rabieta!", aseguró el hijo de Grace Kelly hace unas semanas.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.